Lo más visto

Más de Economía

Flujo de IED a El Salvador continúa rezagado

El flujo neto de inversión al país ascendió a $287.4 millones, lo que lo ubica como el más bajo de Centroamérica. Destacan los sectores Industria, Comercio y Finanzas.

Enlace copiado
•  Las actividades de confección, fabricación de cemento y bebidas impulsaron la inversión.

• Las actividades de confección, fabricación de cemento y bebidas impulsaron la inversión.

Enlace copiado

De acuerdo con datos del Banco Central de Reserva (BCR), durante el primer semestre de 2018, la Inversión Extranjera Directa (IED) en El Salvador reportó un aumento de $812.2 millones, lo que significó una variación de 13.1 % con respecto a 2017. El impulso provino principalmente de sectores como la Industria, el Comercio y el Financiero.

El flujo neto de inversión (restándole las salidas brutas de IED) ascendió a $287.4 millones, un monto que si bien es superior en más del 200 % al promedio de enero-junio de los últimos nueve años, que fue de $138.5 millones, es todavía el más bajo de la región.

Así, Guatemala registró, en el mismo período, un flujo de inversiones de $546 millones; Honduras, $619 millones; Nicaragua, $849 millones; y Costa Rica, $530 millones.

La institución destacó el crecimiento sostenido de la IED en el sector industrial, cuyo flujo neto ascendió a $272.3 millones y se incrementó 42.3 % en comparación con el mismo período de 2017. "En este resultado fueron determinantes las empresas ubicadas en las actividades de Confección, Procesamiento de lubricantes, Fabricación de cemento y Bebidas", indicó el BCR.

“Destacó el crecimiento sostenido de la IED en el sector Industrial, cuyo flujo neto ascendió a $272.3 millones y se incrementó 42.3 % respecto al mismo periodo de 2017”. 
Informe,  Banco Central de Reserva

El principal origen de los flujos de IED a El Salvador fue Estados Unidos que alcanzó los $95.6 millones. Y aunque se contrajeron, las utilidades reinvertidas de dicho país presentaron un flujo neto positivo al llegar a $39.5 millones.

Por su parte, el capital en forma de deuda entre empresas registró $31 millones y reflejó un cambio sustancial respecto a 2017 cuando fue -$38.9 millones. Las salidas brutas de IED, a su vez, totalizaron $524.8 millones reflejando un crecimiento del 68.3 %, asociado principalmente a dos factores: el incremento en las utilidades distribuidas o remesadas y la creación significativa de activos externos con empresas relacionadas.

La repatriación de activos de deuda de algunas empresas explica el menor valor neto de IED durante el primer semestre de 2018, respecto al mismo período de 2017, indicó el BCR.

Finalmente, se registró un incremento en las utilidades remesadas superior al 100 %, respecto a las registradas el año anterior, las cuales ascendieron a $379.4 millones; dichas transferencias están relacionadas con el sector industrial, electricidad y servicios de apoyo a las empresas. •

Lee también

Comentarios