La cosecha de café se redujo un 12 % respecto de la temporada anterior

El efecto de la sequía y las lluvias intensas fuera de la temporada tradicional afectaron la cosecha que cerrará este año. Las gremiales del sector privado y PROCAFE advierten que, debido a que está confirmado que 2016 continuará como un año con incidencia de El Niño, el período cafetalero de 2016/2017 también dejará una baja cosecha.
Enlace copiado
Gusto alemán.  Los alemanes prefirieron conocer toda la historia detrás de la taza de café que van a beber. Esto se llama trazabilidad.

Gusto alemán. Los alemanes prefirieron conocer toda la historia detrás de la taza de café que van a beber. Esto se llama trazabilidad.

La cosecha de café se redujo un 12 %  respecto de la temporada anterior

La cosecha de café se redujo un 12 % respecto de la temporada anterior

Enlace copiado
Los datos más recientes sobre la recolección de café salvadoreño muestran una caída en comparación con el ciclo anterior, según datos preliminares que reveló el Consejo Salvadoreño del Café (CSC). Los cambios drásticos del clima, una vez más, han obstaculizado los intentos de levantar a la caficultura.

Entre marzo y abril cerrará la cosecha 2015/2016. Hugo Hernández, director del CSC, comentó ayer que “hasta la semana pasada teníamos el dato de 575,000 quintales, según el informe que los beneficiadores envían al consejo”.

Los beneficios reciben los quintales de café que han cortado los trabajadores en las fincas. Desde ahí lo preparan para la etapa industrial.

Ese medio millón de quintales, agregó Hernández, “anda como en el 12 % comparativamente en el mismo período de la cosecha anterior, 12 % menos”.

Hernández no quiso ahondar en las causas de una posible caída en la producción, ni tampoco si podrían modificar la meta oficial de unos 998,895 quintales. El director del consejo explicó que todavía está pendiente un informe del CENTA Café sobre la producción para dar más detalles del ciclo.

Marcelino Samayoa, director de la Asociación de Beneficiadores de Café (ABECAFE) dijo que sí esperan una producción inferior al ciclo anterior, el 2014/2015. “Lo que más afectó fueron las condiciones del clima”, detalló Samayoa.

La falta de lluvias durante mayo, junio y julio no permitieron que los arbustos florecieran lo suficiente y hubo mucho grano verde que se cayó. Donde un grano verde se cae, no vuelve a salir otro en el mismo lugar. Además, Samayoa explicó que las lluvias se acumularon en el último trimestre del año, en la época de corta y “toda esa lluvia botó mucho café”, dijo.

“Ojalá me equivoque, pero no creo que vayamos a pasar de los 650,000”, comentó Samayoa. El presidente de la Asociación Cafetalera (ACAFESAL), Sergio Ticas, coincidió con esas previsiones. “Creo que esta cosecha estará entre 500,000 y 650,000, pero ojalá me equivoque”, manifestó Ticas. La producción más baja en el país han sido 700,025 quintales, en 2013.

Óscar Ramos, gerente técnico de la Fundación para Investigaciones de Café (PROCAFE), señaló por su parte que, en efecto, el clima seco y caluroso impidió el pleno desarrollo del cafeto.

Tras la sequía, las lluvias abundantes “propiciaron un menor rendimiento”, comentó Ramos.

Unos 2,000 milímetros de lluvia cayeron entre octubre y noviembre del año pasado.

Ramos explicó que con el agua el fruto que ha salido revienta y se cae, o si se queda en la rama del arbolito, se seca. Esto último ocurre porque la lluvia rodea con una “película” de humedad el cerezo y al día siguiente, expuesto al sol, queda seco como una pasa.

El gerente técnico de PROCAFE advirtió que, debido a que 2016 continuará como un año seco y caluroso, los cafetos no crecerán lo suficiente para mejorar de manera notable la cosecha 2016/2017. Todo lo que pueda crecer este arbusto en un año determinará sus frutos un año después.

Ticas lamentó que la caficultura salvadoreña no termine de superar su crisis. “Creo que ni el Gobierno ni el sector privado hemos hecho lo suficiente para salir adelante. Faltan créditos, investigación, hay un gran abandono”, manifestó Ticas.

Aprovechar a sembrar con calidad

Los representantes de la Escuela de Café de Berlín (Alemania) visitaron ayer el país para conocer las fincas de donde sale el café que producen.

Alemania es el segundo comprador histórico de café salvadoreño, pero sus consumidores cada vez exigen mayor calidad.

Joaquín Kühne, barista e instructor de la referida escuela alemana, dijo que los daños pueden ser, eventualmente, una oportunidad de mejora. “Se tiene que mejorar la calidad del café. Así es como dependen menos de los precios mundiales y pueden ganar un premio por este café de mejor calidad”, comentó Kühne.

Kühne participó en una vista de una semana con más baristas y empresarios que compran café diferenciado. La idea es visitar las fincas, en las seis cordilleras del país, para conocer al productor.

Según el barista alemán, hay dos ventajas que los caficultores salvadoreños deben aprovechar: la primera es que las cortas distancias en el país permiten acercar al productor con el comprador, que es la tendencia del consumo en Alemania. La segunda es que la bebida tiene una variedad de sabores con alta calidad, que Kühne comparó con la de Kenya y Etiopía, dos países africanos que reinan en la industria del café.

Tags:

  • cafe
  • cosecha
  • produccion
  • roya
  • broca
  • ABECAFE
  • CENTA Cafe
  • CSC
  • PROCAFE

Lee también

Comentarios

Newsletter