Lentitud en aduanas genera pérdidas en el comercio exterior

Seis de cada 10 vehículos con mercadería pasan por una revisión física. Sostienen que es posible combatir al contrabando sin entorpecer la actividad comercial.
Enlace copiado
Agilidad.  Los dirigentes de CAMARASAL, CAMTEX, ASI y AmCham conversan sobre los problemas encontrados para el comercio exterior.

Agilidad. Los dirigentes de CAMARASAL, CAMTEX, ASI y AmCham conversan sobre los problemas encontrados para el comercio exterior.

Lentitud en aduanas genera pérdidas en el comercio exterior

Lentitud en aduanas genera pérdidas en el comercio exterior

Enlace copiado
Es más rápido llevar un producto salvadoreño desde Guatemala hasta Miami que sacarlo de El Salvador hacia Guatemala. Entre los permisos, las multas y la revisión caja por caja en los camiones, los empresarios lamentan que no puedan competir con los vecinos centroamericanos cuando se trata de logística.

En el foro de LA PRENSA GRÁFICA, los dirigentes gremiales, que representan a las empresas de todo tamaño y actividad, invitaron al Gobierno a cumplir los compromisos que adquirió para ayudar a que el trabajo en las fronteras sea más ágil.

Los presidentes de la Cámara de Comercio e Industrial (CAMARASAL), Asociación Salvadoreña de Industriales (ASI), Cámara Americana de Comercio en El Salvador (AmCham) y Cámara de la Industria Textil, Confección y Zonas Francas (CAMTEX) detallaron cómo las complicaciones con las autoridades de aduanas están provocando pérdidas a las empresas, tanto en empleos como en dinero.

Los representantes de las empresas exportadoras explican que desde hace seis meses observan cada vez más obstáculos desde la Dirección General de Aduanas (DGA), dependencia del Ministerio de Hacienda (MH). Por ejemplo, aunque todos pagan $18 para acceder al sistema de rayos X de la DGA, lo usa menos de la mitad de las empresas que lo requieren, el resto pasa por largas revisiones físicas. “El problema es la aplicación arbitraria de la normativa, que no es lo mismo que la ley”, dijo Javier Simán, presidente de ASI. “Perdemos competitividad por lo que nos tardamos en llegar a los mercados... Perdemos contratos, y eso es (pérdida de) empleo”, subrayó Simán.

El comercio con el mundo es una de las actividades que mantiene a la economía salvadoreña en marcha. Son más de $5,000 millones de ingresos al año que permiten al país la entrada de recursos que no llegan con la inversión extranjera, y que solo se pueden comparar con las remesas que envían los migrantes.

José Escobar, presidente de CAMTEX, manifestó que “la infraestructura de las aduanas está obsoleta y crea un problema al libre tránsito” de mercancías. Citó el caso de una empresa que traía 20 furgones para una zona franca (es un tratamiento especial para apoyar a un grupo de industrias) y a todos los detuvieron para inspección física. Sacaron las 10,000 cajas con producto que venían en esos furgones para revisarlas, sin que hayan encontrado una falta grave. Además, hay que pagar entre $150 y $200 por la cuadrilla que revisará el camión.

En tanto, Claudia de Ibáñez, presidenta de AmCham, dijo que seis de cada 10 camiones que pasan por las fronteras entran a revisión donde les sacan todo el producto. “Las aduanas no están hechas para ver todo el contrabando. Deberían tener una función de contribuir a agilizar el comercio en la región”, indicó De Ibáñez. Además comentó sobre un importador de alimentos que, de una semana a otra, le pidieron registros sanitarios para los alimentos congelados que traía. Pero obtener el registro requiere meses.

Javier Steiner, presidente de CAMARASAL, comentó que El Salvador bajó 19 posiciones en el Índice de Desempeño Logístico del Banco Mundial (BM). “El alcance es amplio. De manera proporcional, a quien más afecta es a la pequeña empresa, por la fragilidad financiera de este sector”, advirtió Steiner. Mencionó que hubo una empresa que pagó una multa quera 12.5 % superior a sus ingresos por la venta. “Ha llegado el punto en que las empresas tienen que perder dinero para hacer llegar sus productos”, indicó.

Las cuatro gremiales señalaron que no piden excepciones, solo agilidad y eficiencia. “Sí se puede tener agilidad sin sacarificar la recaudación fiscal ni el control aduanero”, dijo Simán. Mientras que Steiner invitó a invertir en tecnología para las aduanas y conseguir este objetivo.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter