Lo más visto

20 años de cirugías de correcciones de columna en el Bloom

En la primera jornada de este año intervinieron a 22 niños. Escoliosis, displasias de caderas y secuelas de fracturas son las atenciones más frecuentes en el hospital infantil.
Enlace copiado
Enlace copiado
Desarrollar una jornada de cirugías de corrección de cadera no es cosa sencilla, llevar un aparataje que, en El Salvador, es casi imposible de lograr por cuenta propia. Por ello, es que desde hace 20 años el doctor Dennis P. Devito, del Children’s Orthopedics de Atlanta, decidió venir al país a colaborar con jornadas para tratar casos de niños con problemas en la columna.

Inicialmente este tipo de jornadas inició como un programa para tratar columnas, pero eventualmente y durante su desarrollo, se fueron tratando otras problemas además de escoliosis, displasias de cadera (problema congénito), secuelas de fracturas, secuelas de infecciones, anomalías en los pies.

Lo que inicialmente se ideó que fuera una vez por año, pasó después de cinco años a ser dos veces por año. En la primera jornada de este año, Devito y su equipo realizaron 22 cirugías.

El equipo que acompañó a Devito estaba compuesto por un instrumentista (enfermero), un especialistas técnico en electrofisiología (encargado de monitorear cuando se está operando la columna para verificar que no haya daño en la médula espinal y no signifique lesiones), un residente en la subespecialidad de ortopedia pediátrica.

Previo al inicio de una jornada –extensa–, Devito compartió un tiempo con LA PRENSA GRÁFICA para contar un poco de lo que ha significado para él colaborar con el Bloom durante dos décadas.

“Siento que más que apoyarlos, ellos nos han apoyado en la campaña. La idea es tratar de ayudar lo mejor posible a los niños, para que se puedan ver beneficiados, especialmente trayendo equipo e instrumentos con los que no se cuenta acá... el objetivo principal es apoyar a la niñez”, dijo de manera sencilla el doctor Devito, quien es uno de los pioneros en el mundo en el tratamiento de la escoliosis.

Vale mencionar que la escoliosis es una curvatura anormal de la columna vertebral (el hueso que baja por la espalda); sin bien la columna vertebral de toda persona se curva un poco de manera natural, las personas con escoliosis muestran demasiada curvatura y su columna puede lucir como una letra C o S.

La idea de realizar estas cirugías es para tratarlas de modo que la deformidad no sea mayor y eventualmente hacerle en su momento una cirugía definitiva para terminar de corregir lo que se debe.

Una de las formas que recomiendan los especialistas de detectar si hay algún problema en los niños es inspeccionarlos: verificar que los hombros estén nivelados, al igual que la cintura. Lo idead, en promedio, es tratar a los niños entre los 10 y 13 años.

Equipados

A la profesionalidad, especialidad y entrega de cada uno de los miembros del equipo que acompañó a Devito, se sumaron los instrumentos de alta calidad, los cuales no se tienen en El Salvador.

“Este instrumental especialmente para columna es extremadamente caro aquí y en cualquier parte del mundo, el hospital no cuenta con ello. La forma en que ellos lo obtienen es a través de donaciones de empresas que están interesadas en colaborar y que permiten traerlo; eso es lo que nos ayuda a tratar a estos niños”, detalló el doctor Miguel Oqueli, médico del staff de Ortopedia del Hospital Bloom.

Según explicaron los médicos, la gran demanda de pacientes que acuden al Bloom llega del interior del país, la mayoría, de escasos recursos. Los expertos añadieron que las causales pueden variar, como problemas congénitos o durante el desarrollo del niño o la niña. Obviamente los congénitos son peores porque se desarrollan más rápidamente, por eso es el objetivo de tratarlo tempranamente.

Los niños que han necesitado cirugías de correcciones de columna han aumentado en el país. Durante 2015, en el Bloom se atendieron 61 nuevos casos de pacientes nuevos y de control por primera vez de escoliosis. En la jornada finalizada hace unos días se hicieron tres operaciones grandes (cirugías definitivas); 10 cirugías temporales (alargamiento) y nueve cirugías de cadera y pie.

Devito es considerado de la familia por el Hospital Bloom, por lo cual el centro hospitalario le entregó un reconocimiento por sus 20 años de servicio a la niñez salvadoreña.

“Eso es lo bueno de mantener una buena relación, porque se trabaja en equipo. Agradezco la oportunidad que se me ha dado de poder ayudar: se me brinda un espacio, las facilidades en salas de operaciones. Ese ir y venir permite que en esta relación establecida al final los niños sean beneficiados”, comentó el médico estadounidense.
 
 

Tags:

  • Hospital Bloom
  • rectificación de columna
  • cirugía
  • niños
  • escoliosis

Lee también

Comentarios