Lo más visto

Más de El Salvador

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

Algunos señalamientos del ente contralor estatal tienen que ver con la mala ejecución de proyectos municipales.
Enlace copiado
21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

21 reparos a Alcaldía de San P. Perulapán

Enlace copiado
La Corte de Cuentas de la República (CCR) detectó durante una auditoría realizada a la Alcaldía de San Pedro Perulapán, en Cuscatlán, para el período entre el 1.º de enero de 2013 y el 30 de abril de 2015, diversas deficiencias en las funciones del concejo relacionadas con el manejo de fondos y la ejecución de obras. Esta municipalidad es administrada desde 2009 por Lázaro Antonio Flores Parada, del partido FMLN, quien buscará la reelección en 2018. 

Según una investigación publicada por la revista Séptimo Sentido de LA PRENSA GRÁFICA en marzo del año pasado, Flores Parada es uno de los alcaldes del país que, de acuerdo con informes de la Sección de Probidad de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), reportaron un incremento nominal considerable de su patrimonio en el primer período al frente de la alcaldía.

Antes de ser alcalde, en 2009, su patrimonio familiar era de $576,322, y tres años después, de $1,004,317, incremento que justificó asegurando que se debió a un error en la declaración presentada al inicio de su gestión y que, por lo tanto, no existía tal aumento.

Actualmente la CCR está cuestionando la administración de los recursos municipales en parte de su segunda gestión. En un documento con fecha 31 de julio de este año, el ente contralor le informó al concejo municipal perulapaneco sobre el hallazgo de 21 irregularidades, y para desvanecerlas, dio a la alcaldía cinco días hábiles, contados a partir de la fecha en que recibió la notificación.

Entre los reparos de la CCR están la cancelación en efectivo a personal que labora en proyectos, materiales adquiridos en exceso sin justificación, duplicidad de pagos sin justificación, deficiente calidad de proyectos, cobro de dietas sin asistir a sesiones de concejo y falta de firmas en el libro de actas, así como irregularidades en la ejecución de proyectos, por ejemplo, la intervención de la calle al cantón Tecoluco.

Al respecto, la jefa de la Unidad de Adquisiciones y Contrataciones Institucional (UACI) de la municipalidad, Claudia Campos, aseguró que ya respondieron a la CCR en el tiempo oportuno, presentando la documentación para solventar todos los reparos.

Manifestó que en el caso del proyecto de la calle al cantón Tecoluco y otros mencionados en el informe de la CCR no hubo mala calidad en la construcción, sino que se trató de situaciones fuera de control de la municipalidad. “El municipio ha sido azotado por la violencia. En estos proyectos hubo falla de otra índole”, indicó la funcionaria municipal.
 

Tags:

Lee también

Comentarios