Lo más visto

Más de El Salvador

Acusan a tres personas por accidente en juego mecánico donde murió Camila

Fiscalía acusó a directora, profesora y dueño de juegos mecánicos por la muerte de la niña que se cayó de una rueda. Sin embargo, concluyó que se trató de un accidente.

Enlace copiado
Acusación.   Cuando se cumplieron cuatro meses de la muerte de Camila tras caerse de un juego mecánico el 9 de abril pasado, la fiscalía acusó a tres personas señaladas como las responsables del

Acusación. Cuando se cumplieron cuatro meses de la muerte de Camila tras caerse de un juego mecánico el 9 de abril pasado, la fiscalía acusó a tres personas señaladas como las responsables del "accidente".

Enlace copiado

Un accidente provocó la muerte de Camila Sofía Salguero, la niña que en abril pasado cayó de un juego mecánico conocido como Chicago que estaba ubicado en el Centro Escolar Católico Corazón de María, en San Salvador. Esa es la conclusión de las investigaciones que dio a conocer ayer la Fiscalía General de la República (FGR).

La versión fue revelada ayer minutos antes de que la fiscalía acusara a tres personas por la muerte de Camila, quien tenía ocho años cuando falleció el 9 de abril. Los acusados por el fallecimiento de la menor y las lesiones que sufrió otra niña son la directora de la escuela, una profesora y el empresario dueño de los juegos mecánicos.

De acuerdo con la FGR, la directora, identificada como Delia de Cornejo, debe responder por la muerte de Camila porque autorizó que los juegos mecánicos fueran instalados en la escuela; mientras que la docente Denys de Rodríguez habría descuidado la zona donde ocurrió el incidente.

El empresario Ernesto Rosales es vinculado al accidente porque, según la fiscalía, era quien operaba la Chicago cuando Camila cayó, hace cuatro meses.

Los tres acusados enfrentan desde ayer la justicia salvadoreña por homicio culposo y lesiones culposas, delitos menores que el Código Penal de El Salvador castiga con condenas que van desde seis meses hasta cuatro años de cárcel.

Debido a que una eventual condena no significaría demasiados años en prisión, la fiscalía solicitó al Juzgado Séptimo de Paz, donde interpuso la acusación, que los tres señalados como responsables del accidente enfrenten el proceso en libertad, con medidas sustitutivas que debe definir el juez.

"Con base en toda la información que hemos recopilado, hemos determinado que ha sido un accidente", dijo ayer Federico Gómez, fiscal de la Unidad de la Niñez, Adolescencia y Mujer en su Relación Familiar.

El representante del ministerio público también dio a conocer que la familia de Camila Salguero tiene previsto presentar abogados en el proceso penal, y eso podría habilitar que lleguen a una conciliación con los tres imputados.

Según Gómez, la fiscalía entrevistó a 20 testigos para llegar a la conclusión de que todo fue un accidente. El día de la muerte de Camila, una testigo le comentó a LA PRENSA GRÁFICA que los estudiantes que estaban subidos en la rueda comenzaron a gritarles a los operarios que se querían bajar porque iban muy rápido y la respuesta de ellos fue disminuir la velocidad, pero para girar la rueda en sentido contrario.

El 17 de mayo, un mes después de la muerte de la estudiante, las autoridades del Ministerio de Educación, Ciencia y Tecnología (MINEDUCYT) dieron a conocer que el centro escolar donde ocurrió el accidente no sería castigado.

"Al padre y a un hermanito de la niña fallecida se les ha estado dando (de parte de la fiscalía) asistencia psicológica", dijo ayer Amílcar Pineda Tamayo, jefe fiscal de la unidad de Delitos Relativos a la Niñez.

Tags:

  • Camila Sofía Salguero
  • Chicago
  • Muerte Chicago
  • Escuela Corazon de María
  • Delia de Cornejo

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines