El Salvador  / judicial Lo más leído

Agente Rigoberto, la baja 35 de la PNC este año

El agente fue atacado a tiros ayer cuando salía de su vivienda, en San José Villanueva, La Libertad. La PNC también reportó el hallazgo de los cadáveres de dos esposos en el patio de su casa, en Ayutuxtepeque.

Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Jonatan Funes Esposos Ayutuxtepeque, San Salvador   Priscila Sosa y Nelson Ramírez fueron hallados enterrados en el patio de su vivienda. Parientes dijeron que desaparecieron desde el jueves.

Foto de LA PRENSA/Jonatan Funes Esposos Ayutuxtepeque, San Salvador Priscila Sosa y Nelson Ramírez fueron hallados enterrados en el patio de su vivienda. Parientes dijeron que desaparecieron desde el jueves.

Enlace copiado

El agente Rigoberto Alcántara dijo hace 15 días a compañeros de trabajo en la Policía Nacional Civil (PNC) que sospechaba que pandilleros lo vigilaban cuando llegaba y salía de su casa en la colonia San Paulino, del cantón Las Dispensas, en San José Villanueva (La Libertad). Ayer esa suposición se cumplió: fue asesinado a tiros en uno de los pasajes de esa colonia.

El agente Rodrigo, de 37 años, fue atacado a las 6:30 de la mañana, minutos después de salir de su vivienda hacia la delegación policial de Santa Tecla, donde laboraba como investigador de la unidad disciplinaria. El subdirector de la PNC, César Flores Murillo, dijo que sospechan que “una estructura criminal” lo tenía identificado como “miembro de la corporación policial” y que por eso lo mataron.

“Le dieron muerte de una forma vil y cobarde cuando se movilizaba de su casa al trabajo. Fue intervenido por cinco sujetos de una estructura criminal de la zona, lo sorprenden y lo matan”, dijo Flores Murillo, a pocos metros del lugar del crimen.

De acuerdo con el subdirector policial, el agente Rodrigo nunca formalizó con una denuncia su sospecha de ser vigilado por pandilleros de la Mara Salvatrucha (MS-13). “Esa denuncia es lo que nos posibilita perseguir penalmente a los pandilleros que podrían amenazar a los agentes”, se justificó el jefe policial.

Uno de los investigadores que llegaron a la escena dijo, bajo anonimato, que los habitantes de la zona no aportaron mayores datos sobre los responsables; sin embargo, están seguros de que se trata de pandilleros de la MS-13 que operan en esa parte de San José Villanueva y que lo atacaron por “su condición de policía”.

Agentes de distintas unidades élite de la PNC se desplazaron por los pasajes de la colonia y sectores aledaños, pero luego de casi cinco horas de búsqueda no realizaron capturas.

El subdirector Flores Murillo agregó que el agente Rodrigo viajaba diariamente a su vivienda porque era un empleado del área administrativa de la PNC; sin embargo, portaba siempre su arma de equipo. Ayer en la tarde, otro investigador le confirmó a LA PRENSA GRÁFICA que esa pistola le fue hurtada por los atacantes.

La policía encontró casquillos calibre 45 y 9 milímetros, además de tiros sin percutar de una carabina, por lo que suponen que al menos tres atacantes dispararon contra el agente Rodrigo, quien se convirtió en la baja 35 de la PNC en lo que va del año.

Hallazgo de cadáveres

La policía también informó ayer por la tarde del hallazgo de cinco cadáveres semienterrados en distintas partes del Área Metropolitana de San Salvador.

El primero de los casos ocurrió en el patio de una casa de la lotificación Monte Víctor, del cantón Los Llanitos, en Ayutuxtepeque. Ahí los investigadores hallaron los cadáveres de los esposos Priscila Sosa y Nelson Ramírez; ambos desaparecieron el jueves pasado en el centro de San Salvador, donde tenían un negocio de venta de artículos plásticos.

Los otros tres cadáveres fueron encontrados en el caserío El Rosario, del cantón Aldea Las Mercedes, en Nejapa. La policía dijo que podría tratarse de supuestos pandilleros que estaban desaparecidos.

12
 es el promedio diario de homicidios en lo que va de este mes, según datos de la Policía Nacional Civil.
3
 cadáveres semienterrados fueron encontrados ayer en un predio del cantón Aldea de Las Mercedes, de Nejapa. La policía dijo que sospechaba que se trataba de supuestos pandilleros.

Lee también

Comentarios

Newsletter