Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

En Chinameca son cerca de 70 productores los que reciben asistencia del CENTA.
Enlace copiado
Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Agricultor apuesta por la innovación y la agroecología

Enlace copiado
Juan José Morejón es un ejemplo de productor innovador del cantón Zaragoza, en el municipio de Chinameca, en San Miguel. Está demostrando que con la edad, las experiencias son más enriquecedoras y que puede seguir aprendiendo nuevas técnicas de producción en hortalizas de  forma orgánica.

Desde hace dos años adquirió e implementó nuevos conocimientos en agricultura orgánica, gracias a la asistencia técnica que le brinda el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal Enrique Álvarez Córdova (CENTA), a través de la agencia de extensión en Nueva Guadalupe.

El productor ha demostrado que cuando se cambia de una agricultura tradicional a la orgánica, ya no hay regreso, porque se ven los cambios en lo económico, en la producción y, sobre todo, en la calidad del producto cosechado.

“Llevo dos años de estar cultivando con orgánicos, pero fue hasta este año que me metí de lleno, porque a veces, cuando uno comienza, solo es miedo y pone resistencia, porque uno solo piensa en ir al agroservicio a comprar el bote de veneno”, asegura Juan José.

“Hoy que trabajamos con productos orgánicos, lo hacemos sin miedo a intoxicarnos ni de envenenar al consumidor. Estoy acostumbrándome a trabajar con materia orgánica para elaborar el bocashi, el EM5, que es un producto orgánico repelente de plagas como la mosca blanca, los pulgones y ácaros, y que también funciona como preventivo de enfermedades causadas por hongos o bacterias; y el microorganismo líquido”, agregó.

Según sus nuevas experiencias, especialmente para la elaboración del bocashi, el único costo que tiene es recoger el material (materia orgánica), palearlo y estar movilizándolo. “Con el uso de estos productos he sentido que el bolsillo ha descansado un poquito y al agroservicio no le he llevado pisto”, cuenta.

“Le doy gracias al técnico del CENTA porque me motivó, me ha capacitado y me ha invitado a visitar a otros agricultores, así es como uno trae experiencias y las va poniendo en práctica”, agregó.

Actualmente Juan José está cosechando ejote y pipián, hortalizas que iniciaron producción a los 40 y 35 días, respectivamente.
 

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter