Aíslan a pandilleros en prisión por temor a purga del Barrio 18

La semana pasada fueron separados pandilleros recluidos en Izalco, según Penales. Autoridades descubrieron plan de purga en el interior de la pandilla desde diciembre.

Enlace copiado
Investigación.  El director general de Centros Penales, Marco Tulio Lima, dijo ayer que continúan recabando información junto con la fiscalía sobre las masacres en los penales de Quezaltepeque e Izalco. Responsables enfrentarán proceso penal, dijo.

Investigación. El director general de Centros Penales, Marco Tulio Lima, dijo ayer que continúan recabando información junto con la fiscalía sobre las masacres en los penales de Quezaltepeque e Izalco. Responsables enfrentarán proceso penal, dijo.

Enlace copiado

Un total de 121 pandilleros recluidos en los penales de Izalco (Sonsonate) y Quezaltepeque (La Libertad) están aislados del resto de las estructuras delincuenciales. La razón: temen ser asesinados durante la purga en el interior de las cárceles que mantiene la facción Sureños del Barrio 18 desde finales del año pasado.

La información la confirmó ayer el director general de Centros Penales, Marco Tulio Lima, quien detalló que 92 pandilleros de los que solicitaron el aislamiento cumplen condena en Izalco y los 27 restantes en Quezaltepeque, los dos penales donde hubo masacres de pandilleros en los últimos meses.

"Han pedido que los aislemos o que los pongamos en un sector especial porque se sienten amenazados, sienten el temor de que puedan ser afectados en su integridad física. Y ya viendo los casos en Quezaltepeque e Izalco (masacres de pandilleros), este temor ya fue más afirmado, por esa razón están ellos en un proceso de internamiento diferente", explicó Lima.

El jefe penitenciario detalló que la separación de pandilleros se realiza desde enero de este año; los últimos aislamientos ocurrieron el fin de semana pasado, cuatro pandilleros recluidos en Izalco solicitaron la separación de los demás reos por temor. "Esa es una muestra de la inestabilidad, de la pretensión de ejercer violencia de parte de esta estructura", dijo.

La Dirección General de Centros Penales (DGCP) asegura que sus investigaciones arrojaron que desde diciembre pasado la facción Sureños del Barrio 18 planeaba eliminar a algunos miembros que "faltaron a las reglas internas" de la pandilla, lo que ha dejado como resultado nueve pandilleros asesinados en los penales de Izalco y Quezaltepeque.

El primer hecho violento de este año en el interior de las cárceles ocurrió el 2 de marzo pasado, cuando cuatro pandilleros fueron asesinados en el penal de Quezaltepeque. En las requisas, las autoridades encontraron alambres, pedazos de metal y objetos punzantes. Luego, el 12 de abril fueron asesinados cinco pandilleros en el Complejo Izalco Fase 1.

"Venimos detectando la pretensión de la facción de la pandilla 18 Sureños de una autodepuración. Ellos manifiestan esa orden de querer atentar contra las personas que han faltado a las reglas de esta estructura. Las faltas van desde haberse quedado con dinero de la extorsión, haberse metido en relaciones sentimentales con mujeres de otros pandilleros o por el tráfico de drogas", reiteró ayer Lima.

El 17 de abril pasado, las autoridades trasladaron a 10 cabecillas de la 18 desde Izalco al centro penal de máxima seguridad de Zacatecoluca, en La Paz, por estar involucrados con la masacre de los cinco pandilleros. La DGCP dice que ha incrementado las medidas de seguridad para evitar más homicidios.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 106 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • Pandilleros Barrio 18

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines