Lo más visto

Alerta por suicidios de policías

Durante 2012, siete policías se suicidaron en diferentes circunstancias. Ayer otro agente se quitó la vida en Sonsonate. La Policía implementará programas de salud mental para la reducción del estrés.
Enlace copiado
RegistroCinco de los siete suicidios de policías en 2012 se registraron en la región de la zona occidental.  Los cinco suicidios de los agentes se ocurrieron después de asesinar a sus esposas, compañeras de vida o novias.

RegistroCinco de los siete suicidios de policías en 2012 se registraron en la región de la zona occidental. Los cinco suicidios de los agentes se ocurrieron después de asesinar a sus esposas, compañeras de vida o novias.

Alerta por suicidios de policías

Alerta por suicidios de policías

Enlace copiado
La dirección de la Policía Nacional Civil (PNC) ha lanzado una alerta a las jefaturas policiales debido al aumento en la cantidad de suicidios de miembros de la corporación, detalló ayer el subdirector de Administración y Finanzas, comisionado Jaime Granados Umaña.

Las cifras internas de la Policía señalan un evidente aumento en los suicidios de miembros operativos de la PNC en 2012.

Durante todo el año anterior, siete policías se suicidaron en diferentes circunstancias, la mayoría en la región occidental del país. La cifra casi duplicó a los suicidios registrados en 2011 cuando se registraron tres. El mismo número se registró en 2010.

Para el subdirector de Administración y Finanzas, que también es psicólogo de profesión, el estrés que vive un agente de la Policía es superior al de una persona que labora en otra actividad.

“En este trabajo se arriesga la vida, se vive con mucha responsabilidad permanente, lo sabemos, por eso se ha lanzado una alerta a las jefaturas de la Policía para que estén pendientes de detectar la salud mental de su personal”, dijo.

Según Granados Umaña, para este año está previsto implementar un programa que oriente a las jefaturas de Policía en la detección de conductas de los agentes que pueda llevarlos hasta el suicidio.

“Hemos hablado con todas las jefaturas (de la Policía), hemos sensibilizado a todas las jefaturas en el tema de la depresión y del suicidio. Aunque detectar a un suicida es bien difícil, incluso para un profesional de la conducta. Un suicida en ocasiones ni lo ve usted deprimido, es complicado, a veces no es tan evidente; sin embargo, hemos abierto varias antenas para que las jefaturas estén más pendientes del personal”, dijo Granados Umaña.

El jefe policial también señaló que en los próximos meses se implementarán capacitaciones de liderazgo para agentes que podrían convertirse en “pares de apoyo” que detecten situaciones de crisis de sus compañeros y lo informen a sus superiores.

Además la Policía está pendiente de contratar a 10 psicólogos para que brinden atención a los agentes destacados en las 22 delegaciones en el país (ver nota aparte).

Primer caso en 2013

El primer suicidio en 2013 de un agente policial se registró ayer por la madrugada en el municipio de Santa Catarina Masahuat, departamento de Sonsonate.

El policía fue identificado como Hernaldo Galicia Portillo, de 27 años, destacado en el puesto del municipio de San Antonio del Monte, también en Sonsonate.

De acuerdo con las primeras indagaciones de la Policía, el agente Galicia Portillo utilizó una soga para suicidarse cerca de la vivienda donde residía con sus padres desde la separación de su compañera de vida con quien tenía un hijo.

La información proporcionada por sus familiares señala que el policía salió ayer a las 4 de la mañana supuestamente para dirigirse a tomar el autobús que lo llevaría a su trabajo. Sin embargo, horas más tarde personas que viven en las cercanías de la hacienda Veracruz, en Santa Cruz, Santa Catarina Masahuat, lo encontraron colgado del árbol.

Los familiares creen que la causa del suicidio fueron los problemas económicos.

Aunque de forma preliminar para la PNC la muerte del agente Galicia Portillo se trató de un suicidio, los investigadores señalan que realizarán una indagación para descartar el homicidio.

La ex compañera de vida del agente aseguró que conversó el miércoles por la noche con él y en ningún momento le manifestó que tuviera algún problema que no pudiera solucionar.

El agente se había recuperado de un accidente de tránsito ocurrido hace unos meses y del que había quedado fracturado de una mano. Por ese percance quedó inhabilitado temporalmente del cargo en la PNC, pero hace unos días volvió a su trabajo.

Cinco de los siete suicidios de policías en 2012 se registraron en la región occidental.

Los cinco suicidios se registraron después de asesinar a sus esposas, compañeras de vida o novias. El pasado 9 de octubre el agente supernumerario de la División de Protección a Personalidades Importantes Jaime Ernesto Hernández Santamaría, de 33 años, mató a su exnovia Mirna Lizeth Montoya Linares, de 26 años, y luego se quitó la vida, al parecer por la frustración que le causó que ella diera por finalizada la relación sentimental que duró un poco más de cuatro años.

El jefe de la región occidental de la PNC, Douglas García Funes, también consideró que los casos están vinculados al estrés laboral.

Tags:

Lee también

Comentarios