Lo más visto

Más de El Salvador

Aplauden condena de dos doctores por mala praxis

Padres de joven que murió en el Rosales dijeron que han sentado precedente.
Enlace copiado
Enlace copiado

Los padres de Cristian Granados, quien falleció en 2014 por un mal diagnóstico médico, aplaudieron ayer que los doctores Julio César Ramírez Martínez y Pablo Antonio Romero fueron condenados a 144 jornadas de trabajo comunitario y a pagar cada uno $500 por haber cometido mala praxis. Además, según la condena impuesta por el Tribunal de Sentencia de San Vicente, los dos quedaron inhabilitados para ejercer la medicina durante los próximos tres años.

Fernando Villalta, padre de Granados, explicó que el caso inició en 2014 cuando su hijo fue a pasar consulta en el Hospital Santa Gertrudis de San Vicente. Durante dos consultas, en que pasó a los consultorios de los doctores Ramírez y Romero, solamente le dieron medicina para calmar los dolores de cabeza. La tercera vez que llegó Granados al hospital, los doctores lo transfirieron al Hospital Rosales, donde otros doctores lo diagnosticaron con meningoencefalitis. Los doctores del Rosales dijeron también que por no haber sido tratado a tiempo falleció.

“Desde que todo esto pasó, nos comenzamos a mover para llevar esto ante la justicia. Agradecemos a Dios porque este caso finalmente llegó a su fin con la condena de estos doctores. Nosotros lo que queríamos hacer era sentar un precedente para que esto no siga ocurriendo”, dijo Villalta.

La madre de Granados, Gladis Villalta, agregó que durante el proceso judicial en contra de los médicos experimentó el rechazo de instituciones como la Junta de Vigilancia de Salud Pública y del Colegio Médico. “Ha sido difícil, pero queríamos justicia para nuestro hijo. Le hacemos un llamado a la gente para que salga de la indignación de las redes sociales a la denuncia de la mala praxis”, expresó.

Lee también

Comentarios