Aumentan casos de niños heridos por balas

En enero, cinco infantes han sido atendidos en el Hospital Benjamín Bloom por lesiones con arma de fuego; tres de ellos están hospitalizados.
Enlace copiado
Aumentan casos de niños heridos por balas

Aumentan casos de niños heridos por balas

Enlace copiado
Jorge Rodas estaba manipulando su arma de fuego en su casa ubicada en la cooperativa San Lorenzo, San Matías, Quezaltepeque (La Libertad), cuando salió un disparo que impactó en el pecho de un niño de cinco años, confirmó la Policía Nacional Civil (PNC).

El infante fue llevado de visita a esa casa por su padre, Gerardo Antonio Alvarado, el domingo.

La policía ha calificado la lesión como un “accidente”, basando su aseveración en testimonios de familiares y vecinos. Rodas se encuentra detenido en las bartolinas de Quezaltepeque.

Por el proyectil, el niño sufrió seis perforaciones en el tórax y permanece ingresado con ventilación asistida en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Benjamín Bloom, informó el doctor Roberto Trejo, jefe de Residentes de Cirugía del Bloom.

La bala dañó el colon, el estómago y la parte final del intestino delgado (íleon).

El infante fue sometido a dos operaciones, en las que los cirujanos le controlaron el sangramiento y le reconstruyeron el diafragma, que es el músculo que separa el tórax y el abdomen.

Pasados 29 días de enero, cinco niños han recibido asistencia médica en el Hospital Benjamín Bloom tras resultar lesionados por arma de fuego.

La cifra refleja dos infantes más alcanzados por el plomo este año, en comparación al mismo período de 2012, cuando fueron notificados tres casos, detalló el doctor Trejo.

Tres infantes se encuentran ingresados actualmente por lesiones por arma de fuego, dos de los casos se registraron el fin de semana.

El más grave es el niño de Quezaltepeque, según el detalle del informe médico.

En el detalle de los otros lesionados, un niño de 11 años tiene lesiones en las dos piernas luego de un accidente en su vivienda en San Pedro Perulapán (Cuscatlán).

Extraoficialmente se conoció que el pequeño salió herido en un ataque que ocurrió cuando realizaban una vigilia.

El menor no tiene lesiones en los huesos, pero perdió piel, por lo que evalúan colocarle injertos u otro tratamiento, confirmó Trejo.

El tercer niño atendido por bala tiene siete años y cumplió una semana hospitalizado, la condición de salud es estable.

Ayer fue dada de alta la niña de siete años que resultó herida en un ataque donde falleció su madre, en Nejapa. La pequeña tenía seis perforaciones por proyectil.

Gerardo Antonio Alvarado, padre del niño herido en Quezaltepeque, no quiso hablar con LA PRENSA GRÁFICA sobre el momento en que su hijo resultó lesionado. Sin embargo, el joven sostuvo una larga entrevista con un agente de la policía.

Tags:

  • PNC
  • Hospital Bloom
  • heridos de bala
  • niños
  • Quezaltepeque

Lee también

Comentarios

Newsletter