Lo más visto

Ballenas jorobadas: un safari marino en Los Cóbanos (+FOTOS)

Frente a la costa de la playa Los Cóbanos, en Sonsonate, entre los meses de diciembre a marzo, aproximadamente, se da una de los fenómenos marinos más asombrosos de la naturaleza: el paso de las ballenas jorobadas.

Enlace copiado

 El avistamiento de ballenas jorobadas se ha vuelto un atractivo turistico en las playas como los cobanos en El Salvador - 00:02:21

Enlace copiado

El guía advirtió varias veces que no era del todo seguro observarlas. “Son animales salvajes, iremos en su búsqueda.  Es casi un safari”, sentenció José Baires, experto en tours marinos, y profesor de buceo. Baires, un hombre ya curtido por el sol, y quien desde hace 25 años ha dedicado su vida al mar, es uno de los pioneros en la observación de ballenas jorobadas en El Salvador. “Es bueno llevar buena vibra, así las ballenas se dejarán ver”, afirmó entre bromas el experto, antes de subir a las lanchas, en Los Cóbanos, Sonsonate.

Tras casi una hora de búsqueda, hicieron su aparición. Al horizonte, pequeños puntos negros disparaban chorros de aguas. Tiraron varias veces y desaparecieron. Aún desde lo lejos, el espectáculo era increíble. El capitán del barco, apagó el motor y esperó un tiempo. “¿Cuánto tiempo pasó?”, preguntó al rato y, al saber la hora, miró a la deriva y emprendió la marcha. Las ballenas volvieron a aparecer. Ahora más cerca.

Foto: Frederick Meza/LPG

“Tengo más de 40 años de verlas. Y cada vez me sorprenden, cada vez es una experiencia distinta. Las he visto parir, incluso. Y es una maravilla”, afirma Mario Campos, un experimentado pescador de la zona,  y quien ha visto la posibilidad de obtener ganancias extras, al ocupar sus embarcaciones, junto a la de sus hijos, para llevar turistas ansiosos por ver el espectáculo natural.

Muy poco se ha explorado el comportamiento de las ballenas durante su período frente a las costas salvadoreñas. Se sabe, en principio, que bajan en busca de un ambiente adecuado para aparearse y parir en aguas más cálidas y más tranquilas. “Nuestro interés, además de llevar turistas, es hacer una observatorio científico para conocer más de ellas. Las documentamos para saber cuáles ballenas en específico son las que viajan hacia acá”, dice David Alfaro, quien también acompaña a Baires, en el equipo de búsqueda de ballenas.

Alfaro afirma que, tras la documentación, cruzarán datos con observatorios de Hawai y Alaska para identificar cada espécimen. “¡Miren esa mancha en la cola de esa ballena!", grita, y se dispone a fotografiarla. Alfaro explica que esa mancha es única en ella y podrá identificarla si ya ha sido registrada antes en otros observatorios.

Foto: Frederick Meza/LPG
Foto: Frederick Meza/LPG

Mientras hablaban, las ballenas se acercaban cada vez más. Saltaban a pocos metros de las pequeñas embarcaciones. “¡Ballenas de 15 metros saltando a pocos metros!”, decían ya sorprendidos los turistas. Hasta cinco logró identificar el capitán Campos. En la marcha, les acompañaba una manada de delfines, que  aparentemente comían los restos de pescados que dejaban las ballenas. “Es algo muy curioso, pocas veces hemos visto alimentándose a las ballenas, incluso se cree que aquí no comen”, afirmó Baires, quien concluyó que los avistamientos servirán para conocer más sobre ellas. “Queremos saber qué las hace que permanezcan más tiempo en esta zona”, explicó.

 

Tags:

  • Ballenas en El Salvador
  • Playa Los Cóbanos
  • Playas salvadoreños
  • Playas de El Salvador
  • El Salvador
  • Noticias
  • Ballenas
  • Playas

Lee también

Comentarios