Loading...
El Salvador  / judicial Lo más leído

Benito Lara pactó con pandillas ser ministro de Seguridad: testigo

FGR dice que pandilleros exigieron al FMLN que Lara fuera ministro de Seguridad porque se comprometió a cumplir con pactos. El exfuncionario niega ese supuesto acuerdo y señala que fue decisión de expresidente Sánchez Cerén, no petición de las pandillas.

Enlace copiado
Acusado.  Benito Lara es procesado por supuestamente aliarse con las pandillas para manipular las elecciones de 2014. Junto con él fueron acusados otras seis personas que también habrían estado involucradas, según las investigaciones fiscales.

Acusado. Benito Lara es procesado por supuestamente aliarse con las pandillas para manipular las elecciones de 2014. Junto con él fueron acusados otras seis personas que también habrían estado involucradas, según las investigaciones fiscales.

Enlace copiado

Benito Lara tenía miedo de que el FMLN, su partido político, lo marginara en 2015, cuando terminara su último periodo posible como diputado. Por eso elaboró un plan que le permitiría seguir como funcionario e involucró a la Mara Salvatrucha (MS-13) y al Barrio 18 para convencer al Frente que debía ser el ministro de Seguridad, en caso de que Salvador Sánchez Cerén ganara la presidencia.

Investigaciones de la Fiscalía General de la República (FGR), basadas en videos y en el testimonio de un expandillero identificado como Noé, revelan que Lara utilizó a una supuesta ahijada, identificada únicamente como Deysi, para que las pandillas lo catapultaran al Ministerio de Justicia y Seguridad. Así consta en la acusación fiscal contra siete políticos y colaborados ligados a negociaciones ilegales con pandilleros.

Borromeo Henríquez, uno de los cabecillas históricos de la MS-13, alias "el Diablito de Hollywood", tuvo un papel importante en el plan de Lara: llamó por teléfono a Noé, que en esa época era jefe de la pandilla a la que ahora traiciona con su testimonio, para indicarle que fuera a las oficinas de Raúl Mijango, en San Salvador. Era a mediados de enero de 2014, antes de la elección presidencial.

Allí, Noé encontró al pandillero Vladimir, alias "Vampiro de Monserrat", y a Deysi, supuesta ahijada de Benito Lara. La mujer fue directa: su padrino estaba preocupado porque "su partido no lo había tomado en cuenta y no lo iba en a tomar en cuenta en ningún cargo de interés", dice el documento que la FGR llevó al Juzgado Segundo de Paz de San Salvador. Lara creía que el FMLN quería darle "muerte política".

Y así buscó la ayuda de las pandillas, con las que negociaba desde finales de 2013 para que manipularan la elección presidencial de 2014 a favor de su candidato Salvador Sánchez Cerén, según la FGR.

Lara veía como "salvavidas" el Ministerio de Justicia y Seguridad, amplía la investigación fiscal.

"Era su último período como diputado, ya que no podría volverse a reelegir y ese ministerio sería como su salvavidas; ya que él todavía estaba con el deseo de seguir aportando al partido y la única forma de llegar al cargo era por medio de las pandillas, porque había cuatro aspirantes que llenaban los requisitos y que también eran de hueso duro", dice textualmente el relato de Noé, en la página 107 de la acusación fiscal.

Minutos después de esa charla, Deysi y Noé viajaron en automóvil desde la oficina de Mijango a la sede del FMLN en el centro de San Salvador, donde Benito Lara los esperaba. "El Diablito de Hollywood" volvió a llamar a Noé para decirle que hablara con el exdiputado Lara en nombre de las tres pandillas mayoritarias del país: MS-13 y los bandos Sureños y Revolucionarios del Barrio 18. Él se encargaría de alertar a los rivales la elección del ministro.

—Vaya, padrino, ya ve que se podía - dijo Deysi al ver a Benito Lara, de acuerdo con el testigo.

—Gracias, hija - le respondió el exfuncionario.

"Benito le manifiesta (a Noé) que si le dan la mano (pandilleros) iba a hacer todo lo que tuviera que hacer y lo que esté a su alcance para mantenerse de la mano y darle continuidad a lo pactado", agrega la Fiscalía en su acusación. Noé le respondió que las tres pandillas tenían decidido amenazar al FMLN para que lo pusieran como ministro en el Gobierno de Sánchez Cerén. Si no, podría haber "consecuencias".

Un pacto con negativa

Raúl Mijango, uno de los siete procesados por sus vínculos con pandilleros, no estuvo de acuerdo con la propuesta de Benito Lara como ministro de Seguridad. Les dijo a los pandilleros que Lara se iba a hacer "el maje" con los acuerdos que habían alcanzado si sentía la presión política y de los periodistas. Los pandilleros, que casi siempre tomaban en cuenta la opinión de Mijango, no siguieron la recomendación.

Acusado. Benito Lara, exdiputado y exministro del FMLN (segundo de izq. a der.) es acusado de negociar con las pandillas para ser ministro.

Los acuerdos a los que se refería Mijango, según testigos, era dejar que los presos prepararan sus propios alimentos y recibir salarios con Alba Alimentos. Que los militares no participaran en labores de Seguridad en las calles. Que Ricardo Perdomo ya no siguiera como ministro de Seguridad. Y una inversión de $100,000 en los municipios donde las pandillas tenían pactado no cometer agresiones (ver listado).

Según Noé, las pandillas tenían tres razones para confiar en Lara: tuvo valor de sentarse a dialogar con ellos; los escuchó, negoció y transmitió sus inquietudes al FMLN y al Gobierno. Y la tercera, "porque se había quemado al reunirse con ellos, y no era justo dejarlo tirado al final".

Benito Lara se convirtió en ministro de Seguridad desde que asumió Sánchez Cerén como presidente, el 1º de junio de 2014, hasta el 21 de enero de 2016. Pero él asegura que no negoció el puesto con pandilleros. "En esto lo que hay es una trama. Incluso ponen a personas como que fueran familiares míos y no es verdad. Esa decisión fue del presidente Salvador Sánchez Cerén. Nada que ver, eso no es nada serio, es de las cosas inconsistentes (de FGR)", se defendió.

A pesar de su negativa, la Fiscalía sostiene que por esas supuestas negociaciones con pandillas cometió fraude electoral y negociaciones ilícitas, junto con otros seis procesados: Arístides Valencia, exministro de Gobernación con el FMLN; Ernesto Muyshondt, alcalde de San Salvador con ARENA; Paolo Luers, experiodista y columnista; Wilson Alvarado, dirigente de la organización Grupo Náhuatl; Raúl Mijango, exmediador de la tregua; y Salvador Ruano, el fallecido exalcalde de Ilopango.

Norman Quijano tiene un proceso aparte para que la Asamblea decida si le quita el fuero (inmunidad) y así enfrentar la causa.


Las ofertas del FMLN

Benito Lara prometió a maras respetar pactos como ministro.

  1. Cambiar empresa de alimentos: Las pandillas ya no querían la comida de ALIPRAC en las cárceles. El FMLN dijo que era posible quitar a la empresa y que los reos se cocinaran sus propios alimentos, como pedían.
  2. Empleos a reos pandilleros: El FMLN puso a disposición de las pandillas su empresa Alba Alimentos para dar empleos a los pandilleros que prepararan la comida en las cárceles, según testigos.
  3. Un ministro a la medida: El partido de izquierda prometió a las pandillas que quitaría de ministro de Seguridad a Ricardo Perdomo, quien no siguió la tregua entre pandillas de Mauricio Funes.  
  4. Sin militares en las calles: Otra propuesta para atraer el apoyo electoral de los pandilleros fue que Sánchez Cerén quitaría a los militares de las calles, con el propósito de que no molestaran a las pandillas, según la acusación de la Fiscalía.
  5. Créditos para  pandilleros: Las pandillas podían administrar su propio programa de créditos gracias al FMLN. Un testigo dice que Arístides Valencia y Benito Lara se los prometieron en una reunión antes de la elección 2014. 
  6. Más dinero para pandillas: El FMLN ofreció dar $100,000 a cada “municipio santuario”, donde las pandillas tenían treguas de no agresión, para que realizaran proyectos que beneficiaran a los pandilleros.  

El cambio de ministro

Un expandillero que colabora con la Fiscalía relata cómo las pandillas influyeron en el nombramiento de Benito Lara como ministro de Justicia.

El temor de Lara

Benito Lara temía que el FMLN no le diera ningún cargo en el Gobierno y buscó a las pandillas para ser ministro de Seguridad, según la FGR. Se convirtió en ministro el 1.º de junio de 2014, pero niega el papel de las maras.

Promesa de remoción

El FMLN ofreció a las pandillas que si Salvador Sánchez Cerén ganaba la presidencia en 2014 quitarían a Ricardo Perdomo de ministro de Justicia. Se cumplió: el presidente Sánchez nombró a Benito Lara como nuevo ministro.

Los padrinos

Un testigo criteriado asegura que Benito Lara y Arístides Valencia negociaron con las pandillas en nombre del FMLN. Se reunieron en sedes del FMLN, iglesias e incluso en oficinas de la Asamblea Legislativa, porque ambos eran diputados en 2014. La confianza de las pandillas con Lara y Valencia creció tanto que los reconocían como “los padrinos”, según investigación de la Fiscalía.

Tags:

  • Benito Lara
  • Salvador Sanchez Ceren
  • Testigo Noe
  • El Diablito de Hollywood
  • MS-13
  • Barrio 18
  • FMLN
  • Alba Alimentos
  • ALIPRAC
  • Ernesto Muyshondt
  • Paolo Luers
  • Raul Mijango
  • Grupo Nahuatl
  • Wilson Alvarado
  • Aristides Valencia
  • Norman Quijano

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines