Ciudadanos se quejan de gastos para llegar al TSE a excusarse

Ante las protestas, el tribunal dice que fue “una decisión colegiada” que los ciudadanos se presentaran a la sede central y no a las departamentales.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Samuel Doño Gastos.  Salvadoreños se han quejado de los gastos que han tenido que incurrir por trasladarse hasta la sede central del TSE.

Foto de LA PRENSA/Samuel Doño Gastos. Salvadoreños se han quejado de los gastos que han tenido que incurrir por trasladarse hasta la sede central del TSE.

Enlace copiado

Lorenza Mendoza salió desde su vivienda, acompañada de su esposo, Santiago Nájera, a las 4 de la mañana para llegar temprano a la sede del Tribunal Supremo Electoral (TSE), en la colonia Escalón de San Salvador. Su misión era pedir a los magistrados que no la tomaran en cuenta para integrar una Junta Receptora de Votos el próximo 4 de marzo, porque no puede leer ni escribir. Hacer ese viaje para realizar ese trámite, según contó su esposo, les costó $40 que habían presupuestado para comida y gastos de su hogar y además perdieron un día de trabajo.

Santiago explicó que tuvieron que levantarse y salir en horas de la madrugada porque viven en La Hachadura, Ahuachapán, cerca de la frontera con Guatemala. Salir hasta la carretera, por donde pasan los autobuses hacia San Salvador, les costó los primeros $10, que gastaron en un vehículo particular.

“Imagínese, vengo caminando desde las 4 de la mañana. Pago un carro, $10 para que me saque a donde voy a tomar el bus para acá. ¡Son $10, oiga bien! Mi día de trabajo. Le estoy diciendo un promedio de $40 entre los dos, más los alimentos son $60... Algo que sirve para el sustento de mi familia”, dijo Santiago, mientras esperaba a su esposa, afuera del TSE.

Pero el de los esposos Nájera no fue el único caso en el que salvadoreños se quejaron de tener que viajar desde el interior del país para presentar una excusa y no poder integrar una mesa en la que se contarán los votos el domingo 4 de marzo.

Otro caso fue el de Martha Calderón, de 53 años. Ella viajó acompañada con su hija desde Santa Ana hasta la sede central del TSE. Su excusa ante los magistrados es de carácter médico. A ello, Calderón le agregó el gasto que ha implicado en viajar desde la ciudad occidental.

“Gasté $7 en venir y $7 que gasté en regresar (...) Yo soy diabética y por eso siento que no aguantaría estar en eso. No creo que aguante estar parada tanto tiempo”, expresó Calderón.

Algunos magistrados del TSE aseguran que la decisión de que todos los salvadoreños viajaran hasta la sede central fue tomada de forma colegiada.

“La indicación que se dio es que llegaran al tribunal, que se presentaran a sede central. No se quiso dar esa responsabilidad a las JED, sino que nosotros queríamos ver in situ (en el lugar) el caso de cada persona, los motivos por los que se excusaban... No solo de La Hachadura (han venido), sino que de Meanguera del Golfo, en La Unión. Todo ese tipo de situaciones las estamos conociendo y las vamos a resolver. Entiendo los gastos, pero así se estipuló en el Organismo Colegiado que tenían que llegar a sede central”, dijo la magistrada Guadalupe Medina.

Precisamente, de la zona oriental llegó Carlo Preza, de 27 años, específicamente del municipio de Usulután.

“En gasolina son $25, sin desayunar y me tuve que venir porque si no toca pagar la multa que dicen ahí. Esto lo veo bien ilógico, el sistema que tenían estaba mejor, no sé por qué han hecho esto”.

Hoy vence plazo para presentar excusas

El TSE decidió que hoy es el último día que tienen los salvadoreños que salieron sorteados para integrar una JRV para presentar excusas del por qué no podrían estar en una mesa el día de la elección.

Cabe recordar que los diputados reformaron el Código Electoral y establecieron multas entre $25 y $114 a quienes no asistan a cumplir con el cargo que se les ha asignado. También, no todo el que presente una excusa será exonerado de la multa.

$114
es la multa máxima que estipularon los diputados para quienes no asistan a las mesas el día de la elección.

Lee también

Comentarios

Newsletter