Lo más visto

Clausuran el proyecto Progresando El Salvador

La USAID otorgó $3.7 millones para ejecutarlo. Se realizaron transferencias y se brindó capacitación en cultivos comunales.
Enlace copiado
Seguimiento. De acuerdo con USAID, en Apaneca, donde se hizo el acto de cierre, se atendió a cerca de 921 familias, que recibieron capacitaciones en economía familiar y otras. Estas capacitaciones continuarán realizándose, explicó María José Domínguez, gerente de programas de FUSAL.

Seguimiento. De acuerdo con USAID, en Apaneca, donde se hizo el acto de cierre, se atendió a cerca de 921 familias, que recibieron capacitaciones en economía familiar y otras. Estas capacitaciones continuarán realizándose, explicó María José Domínguez, gerente de programas de FUSAL.

Logro.  Los huertos comunales realizados por las familias son uno de los logros más importantes del proyecto, ya que se brinda una alternativa de seguridad alimentaria.

Logro. Los huertos comunales realizados por las familias son uno de los logros más importantes del proyecto, ya que se brinda una alternativa de seguridad alimentaria.

Balance.  Representantes de las entidades involucradas en el proyecto brindaron los resultados obtenidos durante los tres años de trabajo.

Balance. Representantes de las entidades involucradas en el proyecto brindaron los resultados obtenidos durante los tres años de trabajo.

Clausuran el proyecto Progresando El Salvador

Clausuran el proyecto Progresando El Salvador

Enlace copiado
La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), junto al Gobierno de El Salvador, el Consejo Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional (CANASAN) y el Programa Mundial de Alimentos (PMA), clausuró recientemente el proyecto Progresando El Salvador, que durante tres años benefició a cientos de familias en extrema pobreza de ocho departamentos. El acto de cierre se realizó en la comunidad El Paso, del municipio de Apaneca, Ahuachapán.

Según Nils Grede, representante del PMA en El Salvador, el programa inició en 2013 y consistió en la entrega de una tarjeta con $61.50 para la compra exclusiva de alimentos, para los beneficiados que residen en los diferentes cantones y caseríos de Ahuachapán, Santa Ana, Sonsonate, La Libertad, Cuscatlán, La Paz, Chalatenango y Morazán.

Grede añadió que otro de los beneficios fue la capacitación de las comunidades para el mejoramiento de sus economías y la producción de cultivos comunales para la posterior comercialización de los productos.

Añadió que este programa tuvo una inversión de $3.7 millones, otorgados por la USAID y ayudó a 55,220 participantes.

Una de las beneficiadas fue Margarita Gallegos, quien contó que con el programa logró sufragar la alimentación de sus cuatro hijos, ya que el sueldo que su esposo no logra cubrir todas las áreas de su hogar. “El dinero que nos daban lo ocupábamos para la comida, entonces ese dinero que mi esposo ganaba lo ocupábamos para gastos de la escuela o arreglar cosas del hogar, o comprar lo que realmente fuera necesario”, dijo Gallegos, quien es, junto a otras ocho familias, participante de un huerto comunal.

El alcalde de la ciudad, Osmín Guzmán, consideró que el programa resultó muy beneficioso, sobre todo para aquellas familias que dependían directamente de la cosecha del café y vieron reducidas sus ganancias debido a la enfermedad de la roya.

Tags:

Lee también

Comentarios