Lo más visto

Más de El Salvador

Cuatro miembros del clan Salazar-Umaña siguen prófugos por lavado

La Fiscalía busca que la jueza declare en rebeldía y gire una nueva orden de captura para hijo y esposa del exalcalde de Metapán, Juan Umaña Samayoa.

Enlace copiado
Procesados.  Cinco de nueve imputados del clan Salazar-Umaña por lavado enfrentaron esta semana la audiencia preliminar, entre ellos quienes son considerados por la Fiscalía como los cabecillas: José Adán Salazar Umaña, alias

Procesados. Cinco de nueve imputados del clan Salazar-Umaña por lavado enfrentaron esta semana la audiencia preliminar, entre ellos quienes son considerados por la Fiscalía como los cabecillas: José Adán Salazar Umaña, alias "Chepe Diablo", y Juan Samayoa, exalcalde de Metapán.

Enlace copiado

Cuatro miembros del clan Salazar-Umaña, de los nueve que están procesados por lavado de dinero y activos, siguen prófugos. Se trata de Wilfredo Guerra y Miriam Haydee Salazar de Umaña, hijo y esposa respectivamente del exalcalde de Metapán Juan Umaña. Además de la esposa de Guerra, Ruth Mira de Guerra.

El cuarto de los prófugos del clan es José Adán Salazar Martínez, hijo de José Adán Salazar Umaña, alias "Chepe Diablo".

La Fiscalía asegura que el exalcalde y su hijo se aliaron con "Chepe Diablo" para lavar unos $138 millones utilizando varias "empresas de cartón".

Por eso, las autoridades capturaron a cuatro miembros del clan el 4 de abril de 2017, entre los detenidos figuraba "Chepe Diablo" y tres mujeres: Sara Paz Bojórquez, exesposa de "Chepe Diablo"; Susana Noemy de Cruz, hija de "Chepe Diablo"; y Romelia Guerra Argueta, exesposa del alcalde de Metapán y madre de Wilfredo Guerra.

El exalcalde Juan Umaña fue detenido hasta el 25 de octubre del año pasado, luego de una persecución tras abandonar en un vehículo una vivienda de Metapán.

Tras una revisión de las medidas, solo el exalcalde guarda prisión por haber huido.

El análisis de las cuentas que la FGR ha realizado a "Chepe Diablo" dan cuenta que el patrimonio del que una vez figuró en la lista de EUA como capo de la droga, se quintuplicó en seis años. Salazar Umaña pasó de declarar al fisco $2.7 millones en 2004, a presentar ante el Ministerio de Hacienda documentos que le acreditaron una renta por $13.06 millones en 2010.

"Chepe Diablo" fue procesado en 2014 por la evasión de más de $800,000 en impuestos, los cuales fueron cancelados antes de lo establecido en un plan de pagos con Hacienda, por lo que fue absuelto de cargos.

En enero de 2015, también fueron exonerados por evasión sus exsocios en Agroindustrias GUMARSAL: Juan Umaña y su hijo Wilfredo Guerra. La petición la hizo la FGR después de que ambos cancelaron $1,393,098.02 en concepto de los impuestos evadidos desde el ejercicio fiscal de 2011. Anteriormente, ambos cancelaron $912,299.01 en concepto de impuesto sobre la renta no pagado en 2010.

El Juzgado Cuarto de Instrucción de San Salvador tiene programado resolver el 18 de noviembre próximo, si envía a juicio o exonera de cargos a "Chepe Diablo" y a los otros cuatro imputados que enfrentaron la audiencia preliminar. La Fiscalía pretende que el juzgado gire una nueva orden de captura contra los cuatro miembros del clan que siguen prófugos y los declare en rebeldía.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines