Lo más visto

Más de El Salvador

Denuncian contaminación por rastros clandestinos

Según los habitantes del municipio de Chilanga, en varias viviendas funcionan rastros sin supervisión.
Enlace copiado
Amenaza.  Los restos de animales que son destazados en las casas son depositados en ríos y quebradas de la localidad. Vecinos pidieron a la alcaldía y a la unidad de salud que investigue estas acciones.

Amenaza. Los restos de animales que son destazados en las casas son depositados en ríos y quebradas de la localidad. Vecinos pidieron a la alcaldía y a la unidad de salud que investigue estas acciones.

Denuncian contaminación por  rastros clandestinos

Denuncian contaminación por rastros clandestinos

Enlace copiado
Un rótulo de metal pintado de amarillo, apachado y oxidado advierte en las riberas del río Potrero que no debe tirarse contaminantes al afluente.

Bajando la cuesta hasta dicho río, el olor a sangre y excremento de animales se percibe en el ambiente.

De acuerdo con los habitantes del barrio El Centro del municipio de Chilanga (Morazán), desde hace siete años algunos destazadores vierten desechos de animales en la zona y pese a que lo han denunciado en la unidad de salud y en la alcaldía local, ninguna entidad se ha responsabilizado en solucionar el problema.

“Hasta aves muertas vienen a tirar, restos de reses y cerdos. Se llena de zopes aquí, de moscas y a mediodía no se aguanta el mal olor”, comentó Sonia Hernández.

En ocasiones los zopilotes se meten a las casas cercanas y los perros se llevan a los hogares desperdicios que encuentran en el río.

“Lo que nos da miedo es que esta contaminación está afectando a los niños, les salen granos en la piel y bien pueden hacer algo, no les estamos pidiendo que limpien el río, con solo que no tiren esas cochinadas”, comentó la mujer.

María de Jesús Hernández también vive cerca del río y se queja de que los destazos de reses y cerdos en las cercanías provoquen que la sangre de los animales y los restos sean tirados en el afluente.

“Deberían de llevar a otra parte eso porque sí nos afecta”, dijo.

Otros afectados son los residentes de cantón Pedernal y Los Martínez, que son quienes cruzan el río en medio del mal olor.

La directora interina en la unidad de salud Sandra Laínez dijo que no tenía conocimiento del caso, pero que el próximo lunes iniciaría una investigación para tomar cartas en el asunto.

“La verdad es que en ninguna población se hace eso, nadie tiene que estar destazando en esas condiciones, mucho menos generando contaminación, vamos a ver qué se hace”, comentó.

Por su parte, el alcalde Neftalí Pérez dijo tener conocimiento de que algunas familias destazan en sus casas “por necesidad económica” y porque el rastro municipal ya no está habilitado.

“No les hemos dado algo que diga (documento) que están autorizados, pero sí sabemos que están destazando en sus casas. El convenio con ellos era que iban a enterrar eso, vamos a tener que darle seguimiento a estos casos”, aseguró.

Estos destaces en hogares son en teoría supervisados por una persona de la alcaldía.

Pérez mencionó que se tienen pláticas con otras municipalidades del departamento para construir un rastro intermunicipal que resuelva el problema de la contaminación, pero no se ha concretizado por falta de fondos.

Tags:

  • Chilanga
  • rastros
  • contaminacion
  • rio
  • Morazan

Lee también

Comentarios