Diputados deciden avalar más control para cárceles

El paquete de medidas de seguridad en prisiones llega hoy desde la Presidencia al congreso con respaldo de los grupos parlamentarios. El presidente Sánchez Cerén anuncia próxima salida de 1,000 reservistas del Ejército.
Enlace copiado
Acuerdo.  Ayer se llevó a cabo la segunda reunión entre diputados y Gabinete de Seguridad del Gobierno. Se acordó llevar al congreso un decreto con medidas especiales para cárceles.

Acuerdo. Ayer se llevó a cabo la segunda reunión entre diputados y Gabinete de Seguridad del Gobierno. Se acordó llevar al congreso un decreto con medidas especiales para cárceles.

Diputados deciden avalar más control para cárceles

Diputados deciden avalar más control para cárceles

Enlace copiado
La Asamblea Legislativa recibirá hoy de parte de la Presidencia de la República un pliego de medidas transitorias que el Gobierno busca aplicar dentro de las cárceles para evitar que las penitenciarías permanezcan como centros de organización y dirección de homicidios y extorsiones que se cometen en las calles.

Las medidas extraordinarias de seguridad en centros penales y alrededores, cuyos detalles hasta ayer por la tarde se mantenían en secreto, se van a dar a conocer hoy cuando ingresen al parlamento. Y pese a que la ciudadanía no ha sido informada de manera oficial sobre los detalles de las medidas que se van a desarrollar, estas ya gozan del respaldo de todos los grupos parlamentarios del congreso.

Ayer por la noche, el presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, informó que ya ordenó la convocatoria de 1,000 reservistas de la Fuerza Armada, para incorporarse en tareas de seguridad.

Ayer también se llevó a cabo una reunión –la segunda desde que se habla de medidas de seguridad extraordinarias– entre los diputados de la comisión de seguridad del congreso y miembros del Gabinete de Seguridad del presidente Sánchez Cerén.

El encuentro fue para afinar los últimos puntos del llamado “paquete penitenciario” que se conocerá hoy en el congreso. Los diputados y el vicepresidente de la República, Óscar Ortiz, hablaron de resultados positivos al salir de una reunión en que se evidenciaron las coincidencias en el tema de seguridad pública por encima de las habituales diferencias políticas.

Algunas de las medidas que irán a aprobación del congreso ya han sido informadas desde el martes.

Entre las más destacadas se encuentran la restricción de las visitas, el aislamiento de líderes de pandillas que están presos, suspensión de traslados de reos de las cárceles a juzgados para estar presentes en procesos judiciales, allanamientos en comunidades cercanas a los centros penales, así como mayor control del ingreso de objetos a las cárceles, acompañado de sanciones drásticas para las empresas telefónicas que rechacen colaborar con las autoridades para disminuir o cortar la señal en prisiones y alrededores (lea la página 11).

El secretario de Comunicaciones, Eugenio Chicas, habló ayer en la entrevista “Frente a frente” de TCS de que se ha diseñado nuevos anillos de seguridad alrededor de los centros penales, en los que habrá supervisión constante de la Policía Nacional Civil (PNC) y la Fuerza Armada de El Salvador (FAES), con mandos “de primer nivel”, detalló Chicas.

El funcionario reiteró que se trata de siete centros penitenciarios en donde se aplicarán estas medidas extraordinarias que serán avaladas por los diputados del congreso: Chalatenango, Ciudad Barrios, Cojutepeque, San Francisco Gotera, Izalco, Quezaltepeque y Zacatecoluca.

La diputada del FMLN Lorena Peña, presidenta de la Asamblea Legislativa, comentó ayer en una entrevista radial que incluso se proyecta crear espacios de máxima seguridad en centros penales, con un régimen similar al que se tiene en Zacatecoluca. Y también la creación de tres centros de reclusión para reos en fase de confianza, construidos por presos, en los próximos tres meses, con el fin de descongestionar las penitenciarías.

“Se trata de volver a tomar el control de los centros penales. No basta decir que se está registrando. Se quita la señal telefónica, se regulan las audiencias, se regulan las visitas íntimas y familiares, se movilizan en unos tres meses reos de fase de confianza a otros centros”, dijo la diputada Peña.

Antonio Almendáriz, diputado del PCN y presidente de la comisión de seguridad pública del congreso, aplaudió que la necesidad de seguridad del país se colocó por encima de intereses partidarios en esta ocasión. “Este es un problema que atañe a todos, porque ya no es un problema de seguridad pública, sino uno de seguridad nacional. Qué bueno que aquí estamos dando una demostración de que cuando la patria se ve amenazada, tenemos que unirnos no importando los colores partidarios”, comentó.

El relator de la comisión de seguridad, el diputado de ARENA Rodrigo Ávila, recordó que este esfuerzo debe ser acompañado por todos los sectores de la sociedad. “Es una medida excepcional, pero necesaria. Es un esfuerzo de país donde deben trabajar todos los sectores de la sociedad, un esfuerzo que tenemos que hacer todos los salvadoreños para sacar adelante a nuestro país de este flagelo. Tenemos que estar unidos”, manifestó Ávila.

El decreto con las nuevas medidas extraordinarias en cárceles se aprobaría mañana en sesión plenaria.

Lee también

Comentarios

Newsletter