Loading...

El Relato | "Si Paty hubiera hablado, no estuviera muerta"

Patricia Galdamez fue víctima de agresiones por parte de su compañero de vida, pero nadie denunció los abusos que cometían contra ella.

Enlace copiado
1 y 2 Justicia. Kevin pide justicia por la muerte de su madre. Muestra la fotografía de ella y la de unas placas de unas radiografías que le hicieron a Patricia tras una agresión.

1 y 2 Justicia. Kevin pide justicia por la muerte de su madre. Muestra la fotografía de ella y la de unas placas de unas radiografías que le hicieron a Patricia tras una agresión.

Enlace copiado

En 1988, cuando solamente tenía 12 años, Patricia fue llevada a vivir en Acajutla, junto al que era su compañero de vida, que ya le llevaba cerca de 15 años de diferencia. Ella era originaria de Ciudad Delgado, pero vivía con su familia en Aguilares cuando abandonó su hogar. En aquel momento Patricia jamás se imaginó todo lo que iba a vivir.

María Sibrián reside en la colonia el Milagro y tenía más de cinco años de conocer a Patricia. María fue quien en muchas ocasiones tuvo que interceder para que José Benjamín, la pareja de Claudia, no la matara a golpes. Y fue ella también quien la cuidó en los últimos meses de vida, después de una golpiza que la dejó muy grave.

Tras conocer la historia de Patricia diversas organizaciones feministas han calificado su caso como un "secuestro" y no como una relación consensuada. Ayer LA PRENSA GRÁFICA fue hasta la casa donde Patricia vivió por algún tiempo y también a la vivienda de la persona en sus últimos momentos, para conocer su vida.

María relata que aconsejaba a Patricia para que dejara a José Benjamín, pero ella le decía que por miedo no lo podía dejar. "Yo a ella la conocí porque venía a hacer lavadas. Cuando no estaba el señor me empezaba a platicar cosas, pero cuando llegaba él se quedaba callada. Yo le decía ‘niña Paty no le tenga miedo, déjelo’. Pero me respondía que no lo dejaba porque tenía temor de lo que podría hacerle. Esas fueron las palabras que ella me decía", comentó la mujer.

María sabía que la situación entre Benjamín y Patricia no estaba bien. Con el paso del tiempo, las cosas empeoraron y las agresiones fueron una constante. Patricia sufría agresiones físicas, psicológicas, verbales y sexuales. Su esposo llegó al punto de "venderla" por $5, aseguró otra de las personas que la conocían.

La última agresión física de Benjamín hacia su pareja fue el 6 de octubre de 2020. Vecinos y conocidos de la víctima aseguran que con esa agresión ella desmejoró mucho más de su salud y se dio por vencida.

“Ella me empezaba a platicar cosas pero cuando llegaba él se callaba.  Yo le decía que lo dejara, que no tuviera miedo”.
María Sibrián, vecina de patricia.

Un reporte brindado por el Hospital Nacional Jorge Mazzinni de Sonsonate sostiene que Patricia perdió el habla desde febrero del año pasado que su cuerpo no tenía reacción a ningún estímulo.

Patricia y su pareja tenían dos hijos. El menor de ellos es Kevin, quien recién cumplió los 19 años. Él también contó las agresiones que sufrió su madre por parte de Benjamín. "Yo le preguntaba que si mi papá le pegaba y ella me decía que sí, agachando la cabeza, pero enfrente de mi papá me decía que no", relató.

"Si Paty hubiera hablado, no estuviera muerta", asegura Angélica López, colaboradora de la Unidad Municipal de la Mujer, Niñez y Adolescencia de Acajutla. Lamenta que esa dependencia pública nunca se puso una demanda contra el agresor, ni de parte de Patricia ni de ninguno que conocía la situación.

José Benjamín fue capturado el 7 de octubre de 2020 pero por otro delito. Él agredió con un arma blanca a su hermana y a una sobrina. Relatan que él quería asesinar a Patricia y como no lo dejaron tomó venganza contra ellas, causándoles heridas en brazos y manos.

Actualmente, el supuesto feminicida está en prisión en el Centro Penal Apanteos, a la espera de la audiencia preliminar en la que decidan si sigue en la cárcel o es absuelto por el delito de agresiones.

Recuerdos. Patricia vivió los últimos días de su vida en ese cuarto y dormía en esa cama. Esa es parte de la ropa que aún conservan en la casa de María Sibrián.

VÍCTIMA DEL ESTADO

"Lo que queremos es justicia, que el caso sea tipificado como un feminicidio agravado. A las mujeres los hombres las matan no de un solo, sino por pasos. Ella pasó cuatro meses grave y murió a causa de las golpizas", dijo Angélica López. Patricia falleció el 12 de enero y las organizaciones esperan que su muerte no quede impune.

Según López, el caso de Patricia no tuvo el suficiente apoyo de las instituciones que velan por los derechos de las mujeres. Asegura que la víctima se sentía segura solamente en el hospital. Buscaron incluso opciones para que ella pudiera vivir en una casa de acogida, pero en el país no existen ese tipo de opciones.

"Nosotras tratábamos la manera de conseguir una casa donde ella estuviera y por eso se necesitan las casas de acogida, por que no hay un lugar de resguardo donde tener a una mujer víctima de violencia en las condiciones que estaba Patricia", agregó y dijo que el ISDEMU conoció el caso, pero no hizo nada para abordarlo.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 106 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines