Envían a juicio a 76 por estar ligados a finanzas de MS-13

La jueza explicó que basó su decisión en las pruebas presentadas. Entre estas las escuchas telefónicas que revelan detalles sobre la participación delictiva de algunos imputados. Esas pruebas fueron admitidas a pesar de carecer de análisis fonéticos.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Ángel Gómez A juicio.   De 114 imputados en caso Operación Jaque, 76 fueron enviados a juicio.

Foto de LA PRENSA/Ángel Gómez A juicio. De 114 imputados en caso Operación Jaque, 76 fueron enviados a juicio.

Enlace copiado

Un total de 76 personas, entre ellas supuestos pandilleros, comerciantes, empresarios y prestanombres, fueron enviadas ayer a juicio por diferentes delitos relacionados con las finanzas ilícitas de la Mara Salvatrucha 13 (MS-13), luego de la investigación que realizó una unidad élite conformada por investigadores de la Policía Nacional Civil (PNC) y la Fiscalía General de la República (FGR).

El Juzgado Especializado de Instrucción A basó su decisión, según explicó la jueza, en las pruebas admitidas, en las que se detallada la participación de cada uno de los procesados en el caso denominado Operación Jaque. Entre los 76 enviados a juicio está Borromeo Enrique Henríquez Solórzano, alias “Diablito de Hollywood”, quien es un cabecilla nacional de la pandilla. También el cabecilla Rafael Antonio Ramos Peraza, a quien la Fiscalía le imputa 192 delitos y el cabecilla Balmore Romero García, alias “Dany”. Este último era uno de los que dirigía las operaciones de la pandilla junto al financista de la MS-13 Marvin Adaly Quintanilla, alias “Piwa”, con quien tenía llamadas telefónicas frecuentes en las que platicaban sobre la operatividad de la pandilla y las negociaciones con funcionarios y políticos.

El empresario de la ruta 6, Nelson Aguirre Calderón y su hijo, de mismo nombre, también están entre los que el juzgado envió a juicio; supuestamente por servir de prestanombres y generar ganancias económicas a los líderes de la MS-13 a través de la ruta 6.

La jueza explicó, durante la lectura del fallo, que los 76 fueron enviados a juicio porque, a pesar de los argumentos de los abogados, las escuchas telefónicas son pruebas admisibles.

“Quiero explicar bien esto, porque durante la audiencia escuché que todos los defensores se unieron para decir que las escuchas telefónicas no tenían que admitirse como pruebas, argumentado que la Fiscalía no ha hecho análisis fonéticos por falta de tecnología para corroborar que las voces grabadas son realmente de los imputados. Los jueces de Sentencia admiten estas pruebas, a pesar de la falta de esos análisis. Así que sí se han admitido para que esos jueces las valoren”, dijo la jueza.

Además de los 76 enviados a juicio, 11 fueron sobreseídos de forma provisional (es decir que no irán a juicio pero seguirán en investigación) y cuatro fueron sobreseídos definitivamente (es decir que quedaron libres del proceso). A pesar de haber sido sobreseídos, seguirán detenidos en los centros penales donde han estado recluidos desde julio del año pasado, cuando fueron capturados. Esto obedece a que la Fiscalía solicitó el “efecto suspensivo” para que continúen encarcelados mientras prepara y presenta una apelación por la decisión del juzgado. La apelación, según dijeron los fiscales, será presentada la próxima semana ante una Cámara de lo Penal.

Luego, mientras la cámara decide si otorgar la libertad como lo ordenó el juzgado, los 15 sobreseídos continuarán detenidos.

Los 21 rebeldes

La jueza también declaró a 21 imputados como rebeldes por no haberse presentado a la audiencia preliminar y por estar prófugos. La declaratoria de rebeldía incluye una orden de captura judicial y difusión roja que emitió la jueza.

Entre los rebeldes está uno de los cabecillas de la clica San Cocos de Sonsonate, Moris Bercián Machón, alias “Barney”, quien hacía negocios con furgoneros que viajaban a Costa Rica para trasladar cocaína escondida entre la mercadería.

Uno de esos furgoneros es Moisés Arce Amaya, quien fue capturado el miércoles de este semana en Ciudad Versalles de San Juan Opico y que será agregado al proceso judicial por su relación con el caso Operación Jaque.

 15
Sobreseídos
De esos sobreseídos, 11 fueron de forma provisional y cuatro de forma definitiva. Aunque seguirán detenidos por una apelación de la FGR.
 21
Rebeldes
 Los que todavía son prófugos en el caso Operación Jaque fueron declarados en rebeldía y el juzgado emitió orden de captura judicial.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter