Lo más visto

El Salvador  / politica Elecciones 2018

Esta es la solución que Smartmatic ofrece para facilitar el conteo de votos

La compañía a cargo del conteo de votos en las elecciones de diputados y alcaldes del próximo 4 de marzo dio a conocer cuáles serán sus ejes de acción y cómo se llevará a cabo dicho proceso, el cual ellos garantizan será transparente y auditable.
Enlace copiado
Foto cortesía

Foto cortesía

Enlace copiado

Smartmatic, la multinacional especializada en brindar soluciones a procesos electorales, fue seleccionada en 2017 por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) para agilizar el procesamiento de la información contenida en los folios de las Actas de Cierre de Escrutinio (ACE) de las elecciones de concejos municipales y diputaciones de 2018. Dicha empresa consolidará, totalizará y divulgará los resultados preliminares.

Pero ¿cómo funciona la solución que promete Smartmatic? El proceso inicia con la recepción de la versión digital de las ACE, previamente escaneadas en los centros de votación a través de los escáneres de la empresa coreana Miru. Inmediatamente, dos operadores independientes transcriben la información sin determinar la entidad política o el origen de los folios. Las actas validadas se envían de manera automática al servidor de totalización y posteriormente al servidor web de difusión. De haber inconsistencias en alguno de los folios, se someten a una etapa de resolución y análisis, donde operadores y personal del TSE determinan si son Procesables, Parcialmente Procesables o No Procesables, siguiendo el lineamiento establecido por la autoridad electoral.

Esta solución propuesta por Smartmatic (además de ser la única que se ajustó al prepuesto del TSE) es transparente, auditable y ágil.


Efectividad en los resultados
El proceso que efectuará Smartmatic el próximo 4 de marzo es transparente, pues garantiza erradicar cualquier posibilidad de manipulación de los resultados, ya que la solución que se ejecutará ha sido diseñada para ocultar, a los operadores a cargo de la digitación, información estratégica de los folios que podría vulnerar la certeza de los resultados, tales como: partido político, candidato, número de Junta Receptora de Votos (JRV), municipio y centro de votación. 

La misma acta será transcrita por dos operadores, por lo que la información deberá coincidir para poder procesar sus resultados.

Las posibilidades de auditoría con este sistema de escrutinio son mayores. La comparación de las actas de cierre que llenen las JRV versus las actas digitalizadas, o las actas transcritas, permitirá al TSE auditar resultados. El sistema también guarda trazas de auditoría de todas las acciones registradas, permitiendo a las autoridades del TSE auditar el proceso una vez culminado; incluso, auditar el desempeño de los operadores.

Para lograr agilidad en el proceso, los operadores y transcriptores a cargo de la digitalización, transmisión de actas y posterior transcripción de la data contenida en las actas, iniciarán su jornada laboral cuando los miembros que conforman las JRV finalicen el escrutinio en sus respectivas mesas. Esto permitirá que la labor más crítica de todo el proceso electoral se efectúe con personal activo y preparado específicamente para esta tarea.

La automatización del procesamiento de las actas ofrece la posibilidad de monitorear cómo avanza el proceso de totalización y divulgación, a través de un sistema centralizado, que garantiza resultados preliminares más precisos. Asimismo, evita que las autoridades tengan que invertir mayores recursos en la logística y planificación del proceso electoral.


 

Tags:

Lee también

Comentarios