Lo más visto

Estudiante salvadoreño en la capital china: "Beijing se volvió un pueblo fantasma"

A los estudiantes salvadoreños en China no les asusta el coronavirus, pero el encierro los estresa.

Enlace copiado
Desierto.  Así lucen las calles de las principales ciudades de China. En Pekín, un hombre camina con su mascarilla y demás protección obligatoria.

Desierto. Así lucen las calles de las principales ciudades de China. En Pekín, un hombre camina con su mascarilla y demás protección obligatoria.

Enlace copiado

Hace una semana que la vida cambió para Ignacio Jovel, un joven becario salvadoreño de 20 años que vive en Beijing, China desde hace cinco meses. Las noticias del brote de coronavirus llegaron el lunes pasado a la universidad donde estudia en la capital china y los planes de pasear por la ciudad en las fiestas del año nuevo lunar acabaron.

"La ciudad parece un pueblo fantasma, solo están las tiendas de conveniencia abiertas y las calles solas, tampoco hay mucho vehículo", relata Ignacio en una conversación con Diario El Mundo desde Beijing, una ciudad de 22 millones de habitantes —algo así como la población de toda Guatemala y El Salvador juntas—.

Ignacio nos envía fotos de la zona donde reside. Se llama Hua Yuan Qiao. Las calles lucen vacías un domingo a las diez de la mañana. Carros estacionados sin nadie alrededor, apenas dos transeúntes caminan con mascarillas frente a una sucursal bancaria. La usualmente transitada calle apenas si tiene vehículos en circulación.

Salió un momento de su encierro de una semana para tomar unas fotos para Diario El Mundo, con su gorro y su mascarilla que no ha abandonado en cada salida desde el lunes.

"Pues por el momento se nos ha recomendado precaución más que todo a la hora de viajar, que no es recomendable salir a zonas concurridas, a no viajar en transporte público, ocupar siempre mascarillas, lavarnos las manos cada vez que se sale y entra de la casa", explica Ignacio.

El lunes, Ignacio y sus compañeros —incluyendo los salvadoreños Esau Salguero, Pedro Menjívar y Judith Castillo— recibieron una comunicación de la Capital Normal University donde estudia un curso intensivo de idioma mandarín, que no debían salir de Beijing.

"Teníamos planeado salir y conocer Beijing, pero se nos informó por parte de la universidad que no es recomendable", dice.

El joven planea estudiar agricultura después del curso intensivo de mandarín. Pese a la emergencia, Ignacio no se siente asustado aunque el estrés del encierro no le gusta.

"Pues a mí no me asusta esto, porque se nos informa que el índice de muerte por casos es del 2% apenas, así que nos mantiene calmados, mis otros compañeros también están tranquilos pero precavidos, lo único es el estrés de estar encerrado", dice Jovel, graduado del Liceo Salvadoreño.

La televisión repite lo mismo: "Usar las mascarillas, lavarse las manos, hablan de la prevención y sobre todo información de los contagios y muerte".

Los estudiantes salvadoreños están en su mayoría en Beijing, Wuhan, Shanghai y Nanjing.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines