Loading...

Ezequiel, el niño que habla cuatro idiomas

Tiene 11 años, y se dedica a vender artesanías en Ataco. Desea llegar a ser empresario y viajar a EUA.

Enlace copiado
1Familia.  Ezequiel, es el séptimo de ocho hijos. Viaja junto a su  madre y otros hermanos regularmente a El Salvador desde su natal Panajachel.

1Familia. Ezequiel, es el séptimo de ocho hijos. Viaja junto a su madre y otros hermanos regularmente a El Salvador desde su natal Panajachel.

Enlace copiado

Con frases como "Hello Beautiful people" o "Bienvenue à Concepción de Ataco", Jairo Ezequiel Cumezun, un niño de 11 años, de nacionalidad guatemalteca llama la atención de cientos de turistas que llegan a la ciudad de Concepción de Ataco, en el departamento de Ahuachapán.

A su corta edad, Jairo habla cuatro idiomas, lo que le facilita ofrecer sus productos a los turistas nacionales y extranjeros que llegan a esta ciudad de la Ruta de las Flores, en donde su familia posee una pequeña tienda de artesanías, que ellos mismos elaboran.

Ezequiel habla cuatro idiomas: español, inglés, un poco de francés y su idioma natal, el cachiquel, una lengua indígena de Guatemala. Él y su familia son originarios de Panajachel.

El inglés y el francés los ha aprendido de manera empírica y con la ayuda de su padre, quien trabajó durante varios años en Guatemala realizando viajes con grupos de turistas, lo que contribuyó a que dominara varios idiomas.

Un video de Ezequiel con su venta y hablando con turistas en diferentes idiomas se hizo viral y provocó que los usuarios de redes sociales emitieran una diversidad de opiniones sobre el niño, y aunque la mayoría fueron positivas, también hubo negativas y estas últimos lo hicieron sentir mal porque decían que su familia lo obliga a trabajar.

"Nadie me está obligando a vender, yo lo hago porque quiero mis cosas, quiero seguir estudiando, y ofrecerle a mis padres una vida mejor. Mi anhelo es poder viajar un día en avión a Estados Unidos, y cuando Dios me lo permita y con mi esfuerzo, sé que voy a ir", expresó.

La madre de Ezequiel, Ramona López,

contó que tienen unos seis años de llegar a vender artesanías de manera intermitente a Concepción de Ataco. Asegura que actualmente llegan cada 15 días, ya que en cada viaje tienen que pagar hasta $90 por cada examen de hisopado para demostrar que no padecen covid-19 y poder ingresar a El Salvador.

Ezequiel comenzó a estudiar quinto grado en una escuela de Guatemala, pero debido a la pandemia se le complicó, ya que la familia no tiene los medios tecnológicos para recibir sus clases en línea, por lo que su madre aseguró que están ahorrando para comprarle una computadora.

Agregó que Ezequiel es un niño muy inteligente y que esperan que pueda terminar sus estudios para que se convierta en un profesional.

"Él juega, baila, en su escuela siempre le ha gustado participar, se duerme cuando se siente cansado, tiene amigos, e incluso está en un equipo de fútbol aquí en Ataco", indicó la madre. Doña Ramona dijo estar muy orgullosa de Ezequiel.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines