Habilitación Laboral promueve formación en panadería

Jóvenes de bachillerato del C. E. Católico Nuestra Señora de la Paz en Olocuilta reciben una asignatura donde aprenden técnicas que apoyarán su aprendizaje culinario.
Enlace copiado
Futuro. Los estudiantes de bachillerato del C. E. Católico Nuestra Señora de la Paz reciben técnicas culinarias que les servirán en un futuro laboral.

Futuro. Los estudiantes de bachillerato del C. E. Católico Nuestra Señora de la Paz reciben técnicas culinarias que les servirán en un futuro laboral.

Preparación. Los alumnos siguen cada una de las indicaciones de sus docentes  a la hora de elaborar sus platillos.

Preparación. Los alumnos siguen cada una de las indicaciones de sus docentes a la hora de elaborar sus platillos.

Apoyo. Erick Hernán Meléndez (izquierda) es el encargado de hornear cada platillo que realizan sus compañeros.

Apoyo. Erick Hernán Meléndez (izquierda) es el encargado de hornear cada platillo que realizan sus compañeros.

Habilitación Laboral promueve formación en panadería

Habilitación Laboral promueve formación en panadería

Enlace copiado
Con la idea de crear un proyecto que les permitiera a los jóvenes del Centro Escolar Católico Nuestra Señora de La Paz aprender un oficio, fue creado el proyecto “Aprender haciendo”, enfocado en la enseñanza de técnicas culinarias.

Esta actividad se realiza dentro de la asignatura Habilitación Laboral, que se imparte desde el año 2013 y que se ha convertido en una plataforma para lanzar a estudiantes emprendedores y animarlos a crear sus propias empresas. “El enfoque es que ellos creen sus propias empresas y que aprendan a costear sus gastos personales. Además de estudiar les ayuda a conocer acerca de la responsabilidad de tener un trabajo y liberar el estrés que implica la carga académica”, mencionó la docente Ana Priscila Morales.

Durante los años en los que se ha impartido esta asignatura, los docentes han logrado observar historias de éxito, donde los jóvenes han llevado a la práctica todos los conocimientos teóricos aprendidos. “Es un proyecto multidisciplinario, se propone un nombre creativo, se lanza un slogan, se elaboran presupuestos, se platica sobre las limitaciones del producto, se les habla sobre qué es una empresa y cómo se hace una sociedad”, expresó Ana Cecilia Jiménez, docente encargada de impartir estas clases.

Los alumnos han tenido la oportunidad de elaborar pan dulce, pan francés, postres y pizzas. “Nosotros hemos creado una empresa que se llama Dr. Pizza, somos cuatro integrantes, las vendemos aquí en la institución y preparamos un combo con bebida. Con la ganancia compramos más ingredientes y hacemos otras recetas”, enfatizó Marcela Menjívar, de 17 años y alumna de segundo año de bachillerato.

La preparación de todos estos alimentos requiere compromiso y responsabilidad por parte de los jóvenes. Ellos aseguran que parte fundamental de este trabajo es seguir las indicaciones de los docentes. “Lo que más me gusta es compartir los conocimientos aprendidos cuando hacemos diferentes recetas. Hemos elaborado de todo en la clase, pero lo primordial es seguir correctamente las indicaciones para que cada platillo quede como debe de ser y le guste a quien lo pruebe”, dijo Nicole Escobar Campos, de 16 años y alumna de primer año de bachillerato.

Todos los esfuerzos realizados han impulsado a otros estudiantes a seguir aprendiendo y a transmitir sus conocimientos. Muchos de ellos, al graduarse, han optado por continuar sus estudios en escuelas especializadas de cocina. “Tenemos alumnos que ya forman parte de los equipos de escuelas importantes y reconocidas de cocina en el país, otros trabajan en hoteles en diferentes áreas de la cocina”, finalizó Ana Priscila Morales, docente de este taller de habilitación.

Tags:

  • Panaderia
  • bachillerato
  • emprendimiento
  • jovenes

Lee también

Comentarios

Newsletter