El Salvador  / judicial Agnes Callamard Relatora especial de la ONU

Relatora especial de la ONU: (En El Salvador) Hay un patrón de agresiones que se repite”

La relatora especial de la ONU concluyó que en El Salvador hay ejecuciones extrajudiciales, en las que hay manipulación de escenas y colocación de armas a fallecidos.
Enlace copiado
Relatora especial de la ONU: (En El Salvador) Hay un patrón de agresiones que se repite”

Relatora especial de la ONU: (En El Salvador) Hay un patrón de agresiones que se repite”

Enlace copiado

La relatora especial de la Organización de Naciones Unidas (ONU) sobre ejecuciones extrajudiciales, Agnes Callamard, visitó El Salvador por 12 días para conocer de cerca las denuncias en contra de miembros de cuerpos de seguridad del Estado por abusos policiales, uso excesivo de la fuerza y ejecuciones extrajudiciales.

Relatora ONU recomienda quitar medidas extraordinarias en penales

El último día, es decir, el lunes pasado, ofreció una conferencia y también atendió a este periódico para platicar brevemente sobre lo que vio y escuchó. Una de sus conclusiones fue que algunos funcionarios del Gobierno han reconocido las ejecuciones extrajudiciales, pero con el matiz de “son episodios aislados”. Ella, en cambio, piensa que no son aisladas, sino que siguen un patrón.

¿Cuántos y cuáles casos de ejecuciones extrajudiciales pudo estudiar durante su visita en El Salvador?

Yo he repasado las alegaciones y también el informe del instituto nacional de derechos humanos (Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos), es decir, los informes de la oficina de la defensora del pueblo. He repasado los informes de periodistas y también yo he llevado a cabo mi propia investigación. He entrevistado a testigos oculares o a miembros de las familias. Así, pues, lo primero que hay que decir es que los funcionarios han reconocido que hay episodios aislados de ejecuciones extrajudiciales. En lo que yo discrepo con el Gobierno es que yo no pienso que se trate de episodios aislados. Yo hablo de un patrón de comportamiento.

Defienden actuación represiva de la PNC

¿Cuál es ese patrón que usted observó?

Me explico. En casi todas las entrevistas que he llevado a cabo y por la investigación del instituto de derechos humanos (Procuraduría), todo indica que hay un tipo de comportamiento y un mismo tipo de enfoque. Una de las características es que la gente puede morir en un estilo de ejecución donde se manipula la escena del crimen. Colocan armas al lado de los cuerpos de los presuntos pandilleros. La Policía siempre supone que las víctimas son pandilleros. Se da por sentado que son pandilleros y no hay un esfuerzo verdadero para determinar quién exactamente fue la víctima o si tenía antecedentes. Hay un patrón de agresiones que se repite. La patrulla involucrada en la masacre enseguida es reemplazada por otra patrulla. He aquí algunos detalles que se repiten en los incidentes.

Cuando usted habla de funcionarios que reconocen las ejecuciones, ¿a quiénes se refiere exactamente?

Me reuní con muchísimos. No recuerdo a todos. Algunos funcionarios lo reconocieron, no solo fue un funcionario.

¿El director de la Policía o el ministro de Seguridad están entre los que reconocieron las ejecuciones?

No lo recuerdo.

¿Cuáles son sus conclusiones después de visitar tres centros de reclusión?

Las condiciones espantosas que he presenciado no pueden explicarse solamente por consideraciones de seguridad. Esto me lleva a la conclusión de que su principal finalidad es la deshumanización de los detenidos. Por eso es que he dicho que las medidas ilegales deben cesar inmediatamente.

Visité tres centros, el primero fue Barrios, luego Izalco y también las bartolinas de Mejicanos. En estos lugares me reuní con presos que estaban viviendo en celdas muy pequeñas en relación con la cantidad de personas que caben en una celda. Como ya lo he dicho, es gente que no tiene acceso a la luz del día, no pueden salir, no pueden salir a una tienda, no tienen la menor idea de dónde se encuentran sus familias. Algunos de ellos están enfermos. Ninguno de ellos lucía sano, por las condiciones en que se encuentran. Yo no soy doctora, pero esto es lo que pude ver con mis ojos.

Llama la atención la cantidad de gente, es algo increíble. La gente tiene que ponerse de pie, ya no caben sentados en una celda. Yo sé que no les estoy contando nada nuevo. Yo creo que la detención previa al juicio es un enorme problema que se debe resolver. No deberían estar en una bartolina o cárcel. Algunos esperan hasta dos años para llegar al juicio. Esto es inaceptable.

¿Qué fue lo que encontró en las comunidades que visitó?

Si le parece, prefiero no dar los nombres de las comunidades. La razón es que hay personas que me han hablado en confianza. Yo visité varias comunidades y también las comunidades vinieron a verme a mí. No es que haya visto mucho, pero sí he escuchado bastante. Escuché la experiencia vivida de la gente a manos de las pandillas, o de la Policía o del ejército.

¿Qué pasa con las recomendaciones que un relator de la ONU hace? ¿Hay algún mecanismo para evaluar si El Salvador está cumpliendo las recomendaciones?

De momento, mis recomendaciones son sumamente preliminares. En uno o dos meses voy a emitir más recomendaciones. Las recomendaciones son parte del proceso oficial y oficioso con el que El Salvador está siendo examinado por la comunidad internacional. Particularmente con la aplicación de las recomendaciones, yo misma no puedo monitorizar, sino que otros lo harán, por varias finalidades. Además del trabajo que hago yo, existe el Comité Internacional de Derechos Humanos. Ese comité recibirá a El Salvador para una evaluación. Ese comité es un interlocutor muy importante. A título personal, voy a dar seguimiento a todos los casos particulares, porque, como dije, tenemos que romper el ciclo de la impunidad en cuanto a los homicidios cometidos por la policía y el ejército. Y esto solo se puede hacer si se logra alzar un caso a la etapa de la sentencia. Voy a seguir de cerca las medidas en las cárceles, a través de distintas comunicaciones que tenga con el país.

Lee también

Comentarios

Newsletter