Loading...

Jueza ordena proceso en libertad a exembajador Ochoa Pérez por apropiación de $41,040

Jueza de Paz decidió que exembajador y ex ministro consejero de El Salvador en Honduras sigan libres mientras la Fiscalía investiga si se apropiaron de alrededor de $100,000 de fondos públicos. 

 

Enlace copiado
Enlace copiado

Sigifredo Ochoa Pérez, exembajador de El Salvador en Honduras, puede continuar en libertad mientras la Fiscalía General de la República (FGR) investiga su participación en la alteración del precio de un inmueble donde funcionaba la sede diplomática salvadoreña en el vecino país, según resolvió hoy el Juzgado Segundo de Paz de Salvador.

La jueza Marta Lilian Villatoro no aceptó la petición de la fiscalía, que pedía que Ochoa Pérez cumpliera con restricciones, como no poder salir de país, durante el periodo de ampliación de pruebas, denominado Instrucción.

La resolución judicial también beneficia a Walter Alfredo Amaya Escalante, ex ministro consejero de El Salvador en Honduras. Tanto Ochoa Pérez como Amaya son acusados por la Fiscalía por el delito de peculado (apropiación de fondos públicos). El argumento de la jueza para dejarlos en libertad es que ambos se presentaron voluntariamente, dijo un fiscal del caso. 

Las investigaciones de la fiscalía sostienen que en 2005 Ochoa Pérez pactó con la propietaria de un inmueble alterar en $800 el precio de alquiler donde funcionaba la  embajada salvadoreña en Honduras. La propietaria del inmueble es Soledad Funes Donaire de Ramírez, quien también es acusada de la FGR, pero no estuvo en la audiencia de hoy y su caso quedó pendiente. 

La Fiscalía sospecha que Ochoa y Donaire firmaron dos contratos de alquiler para el mismo local, donde funcionaría la embajada salvadoreña. El primer acuerdo era de $2,200 mensuales por el inmueble, que era el precio real, y el segundo de $3,000, con un sobreprecio ilegal de $800.

El propósito de los imputados, según la Fiscalía, era que el Ministerio de Relaciones Exteriores (MIREX) pagara el alquiler del inmueble con $800 de sobreprecio, para que al final se lo quedara Ochoa. El también exdiputado supuestamente se quedó con  $41,040 entre 2005 y 2009, cuando dejó de ser embajador.

Cuando Ochoa Pérez dejó de ser embajador, Walter Amaya continuó con el cobro ilegal hasta mayo de 2015, y se apropió de $59,880, de acuerdo con las investigaciones. Los abogados Marlon Granados y Luis Morales Joya, defensores de Amaya y Ochoa, coincidieron tras la audiencia que la jueza dejó en libertad a los imputados porque la Fiscalía no tiene pruebas sólidas.

"La jueza sostiene que existen elementos para pasar el proceso a la fase de Instrucción. En el presente proceso, la jueza determinó que existen elementos", respondió un fiscal del caso a las declaraciones de la defensa.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 106 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines