Lo más visto

Jueza será procesada por estafa

Convenció a empleada de PGR de invertir en maquinaria. Involucrada en 2015 en polémica liberación de militares.
Enlace copiado
Por homicidio.  Al registrarlos, la policía encontró un arma de fuego calibre 40, que era portada por Portillo Aragón. Serán acusados de homicidio agravado.

Por homicidio. Al registrarlos, la policía encontró un arma de fuego calibre 40, que era portada por Portillo Aragón. Serán acusados de homicidio agravado.

Enlace copiado
La Policía Nacional Civil (PNC) capturó el lunes por la tarde a Gilda María Isabel Cabañas Hurtado, de 50 años, jueza de Sentencia de Sonsonate, acusada de estafa agravada en perjuicio de una empleada de la Procuraduría General de la República (PGR).

La juzgadora fue detenida a las 4:40 de la tarde en la calle Acaxual, en la entrada de la colonia Tatopa, en la ciudad de Sonsonate, justo cuando Cabañas salía de la zona de los tribunales de la cabecera departamental en su carro placas P-258-626, asignado por la Corte Suprema de Justicia (CSJ).

Los agentes policiales cumplieron una orden de captura girada por la Fiscalía General de la República (FGR) de Sonsonate luego de que una víctima denunció haber sido estafada por Isabel Cabañas con más de $7,000, al no cumplir un trato de negocio.

De acuerdo con las investigaciones realizadas por la FGR, la víctima comenzó a reunirse con la jueza en febrero de 2016, cuando le propuso que invirtiera en la compra de unas máquinas pesadas de construcción: dos retroexcavadoras y dos camiones de volteo que una embajada acreditada en el país estaba subastando.

La víctima fue convencida de invertir en el equipo pesado y como primer desembolso le entregó a la juzgadora $4,000, luego $2,000 y por último $1,000.

En la supuesta compra también intervino Saúl Antonio Álvarez Servando, un supuesto coronel retirado que trabajaba, al parecer, en la embajada que subastaba la maquinaria.

La Fiscalía confirmó ayer en la tarde que Alvarado se hacía pasar como militar. Este fue capturado en marzo de 2017 acusado de extorsionar a una persona con $5,000, también en Sonsonate.

El hombre fue detenido por la PNC en un centro comercial, cuando supuestamente iba a recoger el dinero de la extorsión.

Caso notorio

La jueza Gilda María Isabel Cabañas Hurtado estuvo involucrada en la resolución del 3 de noviembre de 2015, que favoreció a seis militares acusados de desaparecer a tres jóvenes del municipio de Armenia, en Sonsonate.

La decisión fue apelada y la Sala de lo Constitucional determinó en enero la culpabilidad de los militares y el caso se reabrió, pasando a la Cámara de lo Penal de la Primera Sección de Occidente.

Tags:

Lee también

Comentarios