La historia detrás de la foto de una ballena en Playa RíoMar (+VIDEO)

Un salvadoreño captó el momento en que una ballena salta en las aguas de la Playa RíoMar, en La Libertad, lo que él mismo cataloga como una “experiencia única e impresionante”.

Enlace copiado

Un fotógrafo aficionado captó una fotografía poco usual en las playas de El salvador - 00:02:20

Enlace copiado

“Fue una experiencia muy bonita e impresionante, algo que solo pasa una vez en la vida”. Con esas palabras, Luis Alfredo Cruz, fotógrafo aficionado y surfista, describe el momento justo en que captó una postal en la que se ve una ballena saltando sobre las aguas de la Playa RíoMar, en el Puerto de La Libertad, lugar en que él trabaja pero que ahora también recuerda como uno de los momentos más importantes de su vida.

Una historia para enmarcar

La foto, tomada el pasado martes, fue captada en la Playa RíoMar, uno de los puntos turísticos más importantes en La Libertad. Luis Alfredo explica que ese día jamás imaginó lo que sucedería. “La foto fue tomada el día martes a las 8 de la mañana. No he tomado clases de fotografía y, sinceramente, trabajo de fotografía, pero también soy surfista acá en esta playa, así que no es algo que yo anduviera buscando”, relató.

"No he tomado clases de fotografía y, sinceramente, trabajo de fotografía, pero también soy surfista acá en esta playa, así que no es algo que yo anduviera buscando”

Luis se dedica a fotografiar a los turistas que llegan a dichas playas, por lo que la imagen de la ballena la captó justo al momento en que cumplía con sus labores. “Yo estaba sacando la secuencia de un surfista y, de repente, la ballena saltó. Fue una captura de la ballena junto con el surfista. No deje de tomarle las fotos al surfista ni a la ballena, a pesar que estaba asombrado”, comentó.

Esta es la cámara con la que Luis captó la fotografía de la ballena. (Foto: Cortesía)

“La ballena solo dio un salto”, señala, “fue inesperado y nos sorprendió a todos”. “La ballena, desde la distancia que yo tenía, como a eso de unos 450 metros, se miraba gigante. No podría decir la medida pero calculaba unos 10 metros de grande. Seguimos esperando si saltaba de nuevo pero ya no se vio”, añadió.

El fotógrafo aficionado también explica que “en esta época del año las ballenas han sido vistas por los locales, por personas de este lugar, pero esta ha sido mi primera foto de una ballena. Fue una experiencia muy bonita, algo espectacular que nunca voy a olvidar”, señaló.

Momento captado por Luis en que una ballena hace su salto en aguas salvadoreñas. (Foto: Cortesía)

Un salvadoreño con deseos de superarse

Sin embargo, lo que cualquiera podría pensar que es el logro de un profesional de la fotografía es más bien una página dorada en la historia de un joven salvadoreño que ha luchado por salir adelante y ha visto en la fotografía, la oportunidad de captar sus ideas y salir adelante en su vida personal y profesional.

“Todos los días me presentó a las 6 de la mañana y espero que los clientes se alisten y preparen sus tablas para sacar las fotos mientras ellos surfean, explica Luis. “Aprendí a usar una cámara gracias a un tío que trabajaba siempre sacando fotos en la playa a las personas extranjeras. Él me decía si le quería ayuda y, como a mí me gusta mucho la fotografía, cuando me daba la oportunidad no la desaprovechaba”, relata.

“Aprendí a usar una cámara gracias a un tío que trabajaba siempre sacando fotos en la playa a las personas extranjeras. Él me decía si le quería ayuda y, como a mí me gusta mucho la fotografía, cuando me daba la oportunidad no la desaprovechaba”

Para Luis, la fotografía siempre ha sido una pasión de vida y no ha dudado en aprender todo lo que le sea posible de ella. “Desde pequeño agarraba la cámara y me ponía a tomar fotos. A veces le pedía consejos a mi tío de cómo poder ocuparla y trabajar con ella. Poco a poco fui aprendiendo. Le ayudé durante un año hasta que tomamos la decisión con mi cuñado de poder trabajar sacando las fotografías, él fue quien me compró la cámara y yo comencé a trabajarla”, relató.

Por ahora, Luis sigue trabajando arduamente y captando imágenes de la inmensidad de las aguas salvadoreñas, las cuales, parece, le han dado ya la primera joya del mar que quedará plasmada en su memoria, como una anécdota que podrá contar a futuras generaciones.

Mapa de ubicación de Google Maps. En este sector fue fotografiada la ballena. 

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter