Mantienen tradición de vía crucis viviente

La procesión recorrerá las calles aledañas al Oratorio San José, en San Miguel, el Viernes Santo a partir de las 10 de la mañana.
Enlace copiado
Rentado.  El vehículo en que iban dos de los delincuentes, con placas  P-594-733, había sido rentado, según las investigaciones.

Rentado. El vehículo en que iban dos de los delincuentes, con placas P-594-733, había sido rentado, según las investigaciones.

Mantienen tradición de vía crucis viviente

Mantienen tradición de vía crucis viviente

Enlace copiado
Durante más de 30 años los integrantes del Ministerio de Catequistas del Oratorio San José de San Miguel han realizado la representación teatral de la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, mediante un vía crucis viviente que recorre las principales calles de la ciudad.

Este se realiza todos los Viernes Santos, preservando una tradición que fue iniciada por el sacerdote franciscano Agustín Valentini y luego se continuó transmitiendo año con año entre el grupo catequistas de la parroquia, logrando ser una de las procesiones que más fieles católico congrega durante la Semana Mayor.

Ángel Roberto Ramos Aguirre, miembro de la Comisión Central de Catequesis del Oratorio San José, explica que el montaje del vía crucis toma varios meses de preparación y en ella participan más de 60 jóvenes y adultos, quienes representan a los principales personajes de época que incluyen al Nazareno, soldados romanos, pueblo, miembros del sanedrín judío y otros personajes bíblicos que son citados en cada una de las 14 estaciones.

Son aproximadamente tres horas de procesión que finalizan a la 1.º de la tarde.

“Los ensayos comienzan a principio de año y se realizan todos los sábados de enero y febrero, y en marzo también se agregan los domingos. El escenario se monta una semana antes del Viernes Santo”, explicó Ramos Aguirre.

El religioso cuenta que la representación del vía crucis se realiza con base en un guión que tiene como punto medular las citas bíblicas, las cuales son adaptadas a la realidad nacional.

Mientras que el vestuario y el escenario son confeccionados por modistas migueleñas y por los propios catequistas de la iglesias que se encargan de fabricar y decorar las piezas que recrean la escena en la cual Jesús es condenado a morir en la cruz.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter