Lo más visto

Más de El Salvador

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

 Se dedicaban a vender antojos típicos. No tenían vínculos con pandillas del sector.
Enlace copiado
Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Matan a madre e hija cuando regresaban de vender en Aguilares

Enlace copiado
Rosa Hilda Alas, de 38 años, regresaba el lunes por la tarde a su vivienda después de caminar en todo el cantón Tres Campanas de Aguilares, al norte de San Salvador, donde todas las tardes vendía antojos típicos. Su hija J. Alas, de 15 años, la acompañaba, como solía hacerlo todos los días, después de salir de las clases de séptimo grado. Cuando llegaron al pasaje 3 del cantón, aproximadamente a 10 metros de donde vivían y a una cuadra de las instalaciones de un Centro para la Formación de la Mujer, fueron asesinadas con armas de fuego, relataron a LA PRENSA GRÁFICA sus vecinos.

Nadie recuerda la hora exacta en la que sonaron los más de cinco disparos que acabaron con la vida de las dos mujeres. La mayoría de los vecinos que aceptaron platicar con LA PRENSA GRÁFICA dijeron que el sol ya no iluminaba cuando ocurrió el crimen. Los agentes de Inspecciones Oculares de la Policía Nacional Civil (PNC) escribieron en su reporte que el doble feminicidio sucedió “aproximadamente a las 19:20 horas” del pasado martes.

Los vecinos dijeron que nadie vio nada, ya que todos estaban en sus viviendas viendo la televisión o cenando. 

 “Nadie vio quién o quiénes las mataron. En ese momento el pasaje estaba solo y oscuro. Cuando salimos a ver, ellas ya estaban tiradas. Llamamos a la policía para avisar de lo ocurrido”, dijo una de las vecinas.

Un oficial de la PNC dijo que las investigaciones han comenzado y que todavía no hay pistas de cuántas personas podrían haber participado en el crimen.

Todos los vecinos, que fueron consultados por LA PRENSA GRÁFICA, coincidieron en que Rosa y su hija no tenían vínculos con pandillas y las calificaron de honestas y trabajadoras. “Hasta donde sabemos, ellas no se metían con nadie. Nunca nos enteramos de que estuvieran involucradas en algún problema. Incluso a veces eran cristianas, porque por ratos iban a una iglesia evangélica. Por esa razón nos ha extrañado todo esto, nadie sabe por qué las mataron”, comentó una vecina.
La Policía, por su parte, también expresó que todavía no tiene una hipótesis sobre la razón del crimen y que realizó un operativo de búsqueda, pero no encontró sospechosos.

Tags:

  • feminicidio
  • genero
  • victimas
  • violencia

Lee también

Comentarios