Lo más visto

Mauricio Funes defiende al gobierno nicaragüense y arremete contra las protestas

El expresidente salvadoreño Mauricio Funes desestimó las protestas ciudadanas en contra del gobierno nicaragüense, asegurando que se trata de acciones de la oposición. Además, asegura que no se ha reprimido a los estudiantes -a pesar que hay varios de ellos muertos- y los tacha "vándalos".

Enlace copiado
Un grupo de personas participa de un plantón en las afuera del seminario de nuestra señora de Fátima en Managua (Nicaragua), contra el Gobierno nicaragüense. EFE/Jorge Torres

Un grupo de personas participa de un plantón en las afuera del seminario de nuestra señora de Fátima en Managua (Nicaragua), contra el Gobierno nicaragüense. EFE/Jorge Torres

Enlace copiado

El expresidente de El Salvador, Mauricio Funes, ha expresado en días recientes reiteradas críticas contra las acciones de protesta que se viven en Nicaragua, en medio de la crisis que atraviesa el gobierno de Daniel Ortega y Rosario Murillo, a quienes, a la vez, el exmandatario salvadoreño -asilado en ese país- ha dado muestras de apoyo.

Nicaragua lleva ya 38 días de una crisis sociopolítica y, aunque el gobierno nicaragüense asegura que la cifra de fallecidos es de 18, un informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) menciona un total de 76 muertos y centenares de heridos.

Un joven muestra el impacto en su pierna en los alrededores de la Universidad Politécnica de Nicaragua (UPOLI) el miércoles 23 de mayo en Managua (Nicaragua). EFE/Jorge Torres

Funes ha publicado una serie de tuits desde hace varias semanas en los que resta credibilidad a la legitimidad de las protestas estudiantiles y de la sociedad civil, y asegura que se trata de una estrategia de grupos de derecha.

Si bien Funes alega que no opina "sobre lo que dicen los nicaragüenses acerca de lo que ocurre en su país porque no me corresponde hacerlo", sí ha emitido una serie de afirmaciones y valoraciones sobre las acciones que han emprendido miles de nicaragüenses en contra de su gobierno, entre estos el cierre de calles principales.

Estudiantes levantan una barricada en los alrededores de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN) durante protestas contra el gobierno de Daniel Ortega en Managua (Nicaragua) el miércoles 23 de mayo. EFE/Jorge Torres

"Los llamados "tranques" (protestas callejeras que bloquean la circulación vehicular) organizados por sectores opositores al gobierno de Ortega han provocado destrucción y pérdidas millonarias al comercio y al transporte público"; "los tranques los organiza la derecha y los mismos empresarios se quejan por las pérdidas que les han provocado" y "la oposición acepta que son los responsables de los tranques que afectan a la población humilde y a los empresarios de todos los tamaños", son parte de sus opiniones vertidas en días recientes.

Funes citó al Consejo de la Microempresa Nicaragüense para reprochar que "el país pierde un promedio de $20 millones diarios como resultado de las protestas y los tranques de la derecha".

"Ninguna decisión económica del gobierno ha provocado esas pérdidas ¿Quién debe irse: el gobierno o los que protestan?", cuestionó el 15 de mayo.

Vista de camiones estacionados en un tranque el jueves 24 de mayo de 2018, durante el día numero 37 de protestas contra el gobierno de Daniel Ortega, en la carretera panamericana norte en el kilómetro 45 en el poblado Las Maderas del municipio de Tipitapa (Nicaragua). EFE/Jorge Torres

Al mismo tiempo, Funes niega que el gobierno de Ortega haya realizado acciones de represión y violencia contra la ciudadanía y lo defiende diciendo que "combatir los saqueos y los atentados a la propiedad no es represión".

Sin embargo, estos alegatos contrastan con los muertos que ha dejado la crisis, varios de los cuales eran estudiantes e incluso hay un periodista asesinado. La CIDH incluso ha exhortado al gobierno nicaragüense para que proteja a 13 universitarios que dirigen las protestas contra el gobierno de Ortega, ante la preocupación de la represión vivida.

Un joven sostiene un cartel donde se lee "policía asesina" durante el día 37 de protestas en contra del gobierno de Daniel Ortega el jueves 24 de mayo en Managua (Nicaragua). EFE/Jorge Torres

Mientras tanto, Funes reitera que "la fuerza pública no reprime a universitarios" y que "enfrenta a vándalos que atentan contra la propiedad pública y saquean negocios".

"Para enfrentar los actos vandálicos de delincuentes que simulan ser estudiantes universitarios la Policía Nicaragüense trabaja con la población para evitar los saqueos ¿A esto le llaman represión los oportunistas de izquierda y de la derecha salvadoreña?", aseguró en otro tuit ese mismo día.

El estudiante Lesther Alemán y otros compañeros llegan al segundo día de diálogo nacional cargando fotografías de los estudiantes asesinados en las protestas en Nicaragua. AP/Alfredo Zúniga

El conflicto estalló en abril con una protesta estudiantil contra una reforma al Seguro Social que afectaba a miles de trabajadores y jubilados, pero se profundizó tras la violenta acción policial y de paramilitares contra civiles que ahora exigen la renuncia del presidente Daniel Ortega.

Funes gobernó El Salvador entre los años 2009 y 2014 bajo la bandera del FMLN y se encuentra asilado en Nicaragua desde que el gobierno de ese país se lo concedió el 2 de septiembre del 2016 a él y a su grupo familiar compuesto por Ada Mitchell Guzmán e hijos. Esto ocurrió mientras el expresidente era investigado por enriquecimiento ilícito tanto penalmente como en el ámbito civil.

En noviembre del 2017, la Cámara Segunda de lo Civil lo condenó a él y a su hijo Diego Funes Cañas por este delito y resolvió que debían devolver al Estado un total de $419,145.09.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines