Lo más visto

El Salvador  / politica Norman Quijano Presidente de la Asamblea Legislativa

Me han puesto una brida, no estoy suelto”

El nuevo presidente de la AL se queja del actuar de sus colegas. Explica la discusión que hubo para distribuir puestos en la directiva, en la que al FMLN le tocaban tres.
Enlace copiado
Norman Quijano Presidente de la Asamblea Legislativa

Norman Quijano Presidente de la Asamblea Legislativa

Enlace copiado

El nuevo presidente del primer Órgano de Estado y diputado de ARENA, Norman Quijano, en la primera sesión de la junta directiva se encontró con falta de apoyo para que siendo presidente de la Asamblea Legislativa tuviera facultades plenas.

El diputado tricolor habla en esta entrevista con LA PRENSA GRÁFICA sobre los parámetros que considera tomó el COENA en cuenta para designarlo como el presidente de la Asamblea, pese a que había más nombres de posibles candidatos.

“Esto es un enorme trabajo, algunos de los que son nuevos que entraron no creían porque a veces dicen ‘el diputado de la directiva gana más’, sí, el directivo gana más, pero también está sujeto a los reparos de la Corte de Cuentas”. 

Señala que en la distribución de puestos en la nueva directiva tuvieron que aumentar de uno a dos el número de representantes a GANA y el PCN, y de cero a uno al PDC. Esto provocó que el FMLN solo se quedara con dos aunque le tocaban tres.

Entre los aspirantes a la presidencia de la Asamblea Legislativa habían otras dos personas. ¿Cómo fue que se llegó a la decisión de que Norman Quijano presidiera el primer Órgano del Estado?

Se mantuvo con tal hermetismo y que incluso el mismo 1.º de mayo hasta las 7 de la mañana en una reunión que me invitó el ingeniero (Mauricio) Interiano, presidente del partido, a su oficina particular que empezamos a hablar de una diversidad de temas, pude tener la certeza de que yo iba a ser el presidente de la Asamblea Legislativa; en una reunión que había tenido el Consejo Ejecutivo Nacional que consideraba que era la persona que aquilataba más experiencia, más respaldo de la población por haber sido los dos últimos períodos el diputado con más votos, por tener altos niveles de popularidad, por la experiencia de haber sido un alcalde, un candidato presidencial. Entonces me dicen “consideramos que tú eres, que a ti te toca y es el momento de prepararse”. Eran las 7:30 de la mañana del 1.º de mayo, justamente el día que se iban a designar la junta directiva.

O sea que fue una decisión del COENA

Del Consejo Ejecutivo Nacional, quiero decirte también que cuento con el beneplácito de, no puedo hablar por todos, pero sí de la inmensa mayoría de mis colegas de fracción. Llegaba hasta a bromear, les decía “a mí me felicitan los ordenanzas, a mí me felicitan los motoristas, a mí me felicita todo mundo, mis grupos parlamentarios, pero no me felicita nadie del Consejo Ejecutivo Nacional”. Yo entonces ya lo tomaba como a broma porque todo mundo “usted es el presidente, usted es el presidente” pero para decir “sí, yo soy el presidente” necesitás que quien manda, que es el presidente del partido que con todo el Consejo Ejecutivo Nacional toma las decisiones, me lo informara.

“El reglamento no les interesó cuando ellos tuvieron la presidencia, yo mando, yo ordeno, yo exijo, yo corrijo, yo despido, yo contrato, pero ahora que yo llego no me han querido dar esa facultad; esas son las cosas en la política que no siempre se mide con el mismo rasero”. 

¿Influyó la opinión del candidato presidencial de ARENA?

No creo que haya tenido ninguna influencia. Carlos (Calleja) expresó que él no iba a generar ningún nivel de influencia sobre el candidato (a la presidencia de la Asamblea). Yo sí había expresado que independientemente ganara cualquiera de los tres sí era importante tener el beneplácito de él, la confianza de él, porque un presidente de un Órgano de Estado que pertenece al mismo partido o al mismo partido que representa al presidente de la república debe de tener una sinergia importante. Yo veía la comunicación fluida, permanente, entre doña Gloria Salguero Gross y Armando Calderón Sol; yo veía la sinergia positiva entre Juan Duch y el presidente Saca; yo veía eso, entonces, no lo escuché de parte de ellos, lo dije yo que era importante tener la confianza del candidato presidencial.

Los días previos e incluso el 1.º de mayo que asumieron se dio mucha polémica por el tema del protocolo de entendimiento, hubo partidos que dijeron que no se les había incluido, como el FMLN y GANA. ¿Cómo fue la formación de ese protocolo de entendimiento?

Bueno, el protocolo de entendimiento tiene muchos aspectos que yo había expresado públicamente, pero yo no estuve en la construcción del protocolo de entendimiento. Cuando lo leí me di cuenta que contenía elementos que yo había estado expresando. Yo había dicho que había que convertir esta legislatura en una legislatura distinta, que pudiéramos sentar una diferencia entre la actual legislatura y las anteriores, que habíamos que abogar por dos premisas importantes: austeridad y transparencia.

Me estaban escuchando todos los actores políticos lo que yo estaba expresando. Dije que la Asamblea se podía manejar perfectamente con seis o siete directivos, mi partido propuso que fueran nueve y no se pudo, no se pudo; no había consenso para hacerlo con nueve. Los demás partidos, me refiero PCN y PDC, querían llevarlo a 11, entonces mi partido terminó cediendo y llegaron a 11 directivos.

Yo creo que es un comienzo, hubiera sido mejorcito tenerlo en nueve, hubiera sido ideal ponerlo en seis, hubiera sido perfecto ponerlo en tres; pero las cosas en política no se consiguen al mismo tiempo, se construyen y hay que tener un proceso evolutivo, es decir, debe de ser un cambio progresivo. Bajamos de 14 a 11, ojalá que la próxima legislatura baje de 11 a siete y la otra baje a más. El Congreso de los diputados de España son tres y creo que son más de 200 en el Congreso de los diputados; Ana Pastor, la presidenta del PP; y dos personas más la flanquean y esa es la directiva; la carga administrativa está sobre cuerpos gerenciales.

Lo que hemos hecho al distribuir todas las responsabilidades es asignar directivos para que sean responsables de diversas áreas, flota de vehículos, edificaciones, contrataciones y licitaciones, ejecución presupuestaria, recursos humanos; es decir, nos hemos repartido, son más de 20 comisiones; yo estoy en tantas que va a ser realmente complejo poderse dedicar a todas esas cosas y al mismo tiempo ser presidente de la Asamblea, pero bien, esa es la dinámica de una institución como esta.

¿Esto de delegar responsabilidades en los directivos se ha hecho antes?

Siempre, siempre se ha hecho. La Asamblea ha tenido esa característica que delega mucha, mucha responsabilidad en los directivos, de hecho, nos tomó bastante tiempo (delegar responsabilidades). Hay directivos responsables de nuevas construcciones o remodelaciones, hay directivos que se hacen responsables de que los 84 diputados tengan un espacio, tengan su curul asignado y todo; es decir, los diputados de la directiva se involucran en más de 20 comisiones, siempre queda un coordinador y quedan dos o tres personas más, entonces tampoco es fácil ser directivo porque el directivo tiene que estar pendiente hasta de las contrataciones, hay unos directivos que se involucran en las áreas de contrataciones y todo... Esto es un enorme trabajo, algunos de los que son nuevos que entraron no creían porque a veces dicen “el diputado de la directiva gana más”; sí, el directivo gana más, pero también está sujeto a los reparos de la Corte de Cuentas de la República, ser directivos cuesta.

¿Y la distribución de representantes por partido en la directiva cómo fue?

Bueno, mirá, qué bueno que también me lo estás preguntando porque ya te he expresado que nosotros queríamos que fuéramos nueve, pero no se pudo, llegamos a 11. ¿Por qué nos demoramos tanto en instalarnos? Nos demoramos tanto en instalarnos porque el FMLN se cerró que quería un diputado más en la directiva, que eral el señor Manuel Flores; que quería a Manuel Flores y que quería a Manuel Flores en la directiva. Entonces les dijimos nosotros “no podemos porque si les damos un diputado más a ustedes tenemos que tomar nosotros un diputado más”. Rodrigo Ávila se tomó el trabajo de hacer esto (muestra una tabla con cálculos) 84 diputados divididos entre 11 miembros directivos significa que por cada miembro de la junta directiva hay 7.63 legisladores. Viendo así las cosas nosotros tendríamos 4.85 de directivos y tenemos 4, si lo aproximás llegamos a cinco directivos, el FMLN ciertamente tenía 3.01 de directivos y se quedó con dos. GANA tenía 1.31 y se le aproximó para que tuviera dos, quedó en dos; tenía derecho a uno, pero se le puso en dos. El PCN tenía 1.18 de directivo; o sea un directivo, pero se le puso dos, así las cosas. Si nosotros le poníamos al FMLN que tenía tres, le poníamos los tres, nuestro grupo parlamentario reclamaba el quinto. Entonces la directiva sería de 13 en lugar de 11. Lo cierto es que el protocolo reúne lo más importante que era buscar la inclusión, participación, pluralismo, representatividad, y primando siempre el interés ciudadano, que es el que no quería que nosotros subiéramos más miembros de la junta directiva.

¿Darle dos miembros al PCN y a GANA, aunque solo les tocaba uno, también se puede interpretar como una forma de que se apoyarán en el transcurso de la legislatura?

Sí, lo que estábamos tratando era de no golpear y no convertirnos en una aplanadora, porcentualmente les correspondía uno...

Al PDC no le tocaba ni uno...

Prácticamente ninguno, le tocaba 0.39, pero le dimos uno. Al PCN le tocaba 1.18, pero le dimos dos; entonces claro no solamente es el porcentaje, les hablas a ellos del porcentaje y no les interesa mucho, no les interesa que el porcentaje les dé para uno, ellos quieren tres y de tres bajaron a dos, y entonces así las cosas, al final nos quedamos con 11.

¿Cómo va a utilizar ARENA en conjunto del PCN, el PDC el poder que van a tener?

Lo que queremos nosotros es trabajar en armonía con todos ellos, pero también queremos algo bien importante, aquí hay muchísimas cosas que corregir y aquí hubo un decreto al inicio de la legislatura que favoreció al señor Sigfrido Reyes, donde él tuvo la autoridad y la potestad para hacer y deshacer en esta institución, igual sucedió con la señora Lorena Peña, igual sucedió con el licenciado Guillermo Gallegos; pero (en la sesión de junta) se cerraron, invocaron el reglamento. El reglamento no les interesó cuando ellos tuvieron la presidencia, yo mando, yo ordeno, yo exijo, yo corrijo, yo despido, yo contrato; pero ahora que yo llego no me han querido dar esa facultad, esas son las cosas en la política que no siempre se mide con el mismo rasero.

Lo cierto es que yo no sé qué es lo que sucede, pero ellos saben que yo soy un hombre de una sola palabra, que yo no tengo dobleces, que soy recto, que yo dije que vengo comprometido con la transparencia. Yo siempre he dicho que a la corrupción hay que corresponderle con integridad y con transparencia, así las cosas, han preferido en alguna manera tenerme con una brida, me han puesto una brida, no estoy suelto; pido información que la ley me faculta, pero no estoy suelto porque estar suelto obviamente me permite acceder a muchísima, muchísima información y corregir de inmediato.

¿Quiénes fueron los que se cerraron, los representantes de GANA y FMLN o también los demás partidos?

Mirá nosotros vamos a tener una reunión el lunes previo a la sesión del martes; y yo no quiero todavía embarrar o complicar más, porque el diputado (Rodolfo) Parker me pidió tiempo para poder ver si podíamos cambiar ese estado de cosas que yo les he pedido. Eso es lo que está sucediendo en la Asamblea.

Norman Noel Quijano
 Cargo: 
Presidente de la Asamblea Legislativa.
 Trayectoria: 
Alcalde de San Salvador entre los períodos 2009-2015. Diputado desde 2015.

Lee también

Comentarios