Lo más visto

Más de El Salvador

El Salvador  / judicial Lo más leído

Ordenan detención de policías del GRP por desaparición de agente

La Fiscalía señala que la PNC no es objetiva en la investigación de lo que ocurrió en la fiesta donde fue lesionada la agente Carla Ayala, quien aún se encuentra desaparecida.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Josué Guevara Procesados.  Familiares del agente prófugo son procesados, pero a ellos les decretaron una fianza.

Foto de LA PRENSA/Josué Guevara Procesados. Familiares del agente prófugo son procesados, pero a ellos les decretaron una fianza.

Enlace copiado

Cuatro agentes del Grupo de Reacción Policial (GRP) permanecerán detenidos porque, hasta el momento, hay evidencias de que ellos evitaron la captura del agente élite Juan Josué Castillo, quien está prófugo desde que lesionó y desapareció a la policía Carla Mayarí Ayala Palacios, el viernes pasado.

El Juzgado Sexto de Paz de San Salvador resolvió ayer que la Fiscalía General de la República (FGR) presentó indicios suficientes en contra de los agentes Ovidio Pacheco Morales, Wilfredo Deras Hernández, Juan Antonio Linares Flores y José Antonio Pérez Pineda, acusados de incumplimiento de deberes.

  “A lo mejor no hemos tenido una investigación totalmente objetiva de parte de la PNC y precisamente porque son los mismos policías los que están investigando y eso nos afecta grandemente a nosotros”.
Guadalupe de Echeverría,  jefa fiscal antipandillas

Los familiares del agente Castillo, identificados como José Atilio Jiménez Quintanilla y Joel Isaac Castillo Arévalo, acusados de encubrimiento, permanecerán en libertad, pero deberán cancelar una fianza de $2,000, presentarse a firmar al juzgado de Instrucción mientras enfrentan una nueva audiencia.

Luis Servellón, abogado defensor de uno de los agentes GRP acusados, dijo que no está conforme con la decisión del juzgado, porque ninguno de ellos recibió la orden de capturarlo. Por eso esperará la sentencia en firme para poder apelar.

Previo a la audiencia inicial, la jefa fiscal de la Unidad Antipandillas y Antihomicidios, Guadalupe de Echeverría, dijo que la Policía Nacional Civil (PNC) no ha sido objetiva en la investigación del caso.

El problema que plantea la Fiscalía es que los agentes son los encargados de realizar, con órdenes giradas por el ministerio público, diligencias de investigación contra los elementos de la corporación que se encontraba en la fiesta navideña realizada en las instalaciones de la oficina GRP, el viernes pasado.

“A lo mejor no hemos tenido una investigación totalmente objetiva de parte de la PNC y precisamente porque son los mismos policías los que están investigando y eso nos afecta grandemente a nosotros. De tal manera que hay versiones contradictorias. Tenemos que establecer con la prueba científica y tecnológica cuál es la versión que más se apega con la realidad”, declaró la jefa fiscal.

  “No es extraño que haya fiestas en el interior de la Policía. Lo que sí es extraño es que haya bebidas alcohólicas en esas celebraciones”.
Howard Cotto,  director de la PNC

Echeverría agregó que Castillo es procesado, por el momento, por incumplimiento de deberes y privación de libertad porque sin la ubicación del cuerpo de la agente Ayala es imposible imputarle otro delito.

“Es lamentable que hasta esta fecha la Policía no ha podido ubicar la evidencia principal, que es el cuerpo”, dijo De Echeverría, pero aclaró que más adelante podrían cambiar los delitos imputados.

Por su parte, el director de la PNC, Howard Cotto, dijo que no compartía el señalamiento fiscal.

“No es extraño que haya fiestas en el interior de la Policía. Lo que sí es extraño es que haya bebidas alcohólicas en esas celebraciones. Eso ya está regulado y no es permitido”, declaró en la entrevista “8 en punto” de Canal 33.

Y para responder si en el caso de la agente desaparecida hubo violación, respondió: “Hasta hoy no hay ningún indicio de que los hechos sean diferentes a los que se han planteado”.

Lee también

Comentarios