Orlando de Sola pasa media condena en un hospital

Fue condenado a cuatro años de prisión por falsedad material, pero desde 2012 permanece en el Hospital Militar. Centros Penales ha pedido revisión.
Enlace copiado
Orlando de Sola pasa media condena en un hospital

Orlando de Sola pasa media condena en un hospital

Orlando de Sola pasa media condena en un hospital

Orlando de Sola pasa media condena en un hospital

Enlace copiado
Un custodio de Centros Penales juega sudoku en el piso 6 del Hospital Militar. Está a la espera de sus dos compañeros, quienes esta mañana del viernes 23 de enero han acompañado al paciente de la habitación 5 a comprar un galón de agua purificada. El paciente se llama Orlando de Sola Wright y está en este hospital desde agosto de 2012, tres meses después desde de que fue condenado por los delitos de falsedad material y administración fraudulenta.

De Sola, un empresario que fue sentenciado a cuatro años de cárcel el 16 de mayo de 2012, ha dejado en suspenso su ingreso al penal de Metapán, donde solo estuvo tres meses. El empresario ya cumplió 29 meses de resguardado en el Hospital Militar, donde permanece desde 13 de agosto de 2012, en compañía de tres custodios.

Fue sentenciado por falsedad material y administración fraudulenta: sus hermanos lo llevaron ante el juez y lo acusaron de haber falsificado un acta de una sociedad anónima en la que todos tenían acciones. La falsificó, según la acusación, para aparentar que había sido elegido como administrador único y propietario de la sociedad. Ese fue el veredicto en el Tribunal Tercero de Sentencia de San Salvador, que también lo condenó a pagar $900,000.

Este viernes, ya de regreso en su habitación y sentado en el sofá de la habitación 5, sostiene que la condena en su contra fue una treta, una mala jugada del sistema judicial. “Mi libertad no depende de Centros Penales, depende del juez Primero de Vigilancia, y él desde noviembre del año pasado ya determinó que yo he cumplido todos los requisitos que exige el artículo 86 reformado del Código Penal, pero el gran obstáculo que tengo es que Centros Penales no quiere acatar la orden de libertad emitida por el Juzgado de Vigilancia”, asegura De Sola.

¿Cómo es que ya cumplió la totalidad de la pena si solo estuvo tres meses en un penal? “Pero es que aquí estoy arrestado, ahí están los custodios afuera”, responde. Según sus cuentas, ya cumplió la totalidad de la condena, porque antes de ser condenado estuvo en arresto domiciliario. “Pero yo no estoy apelando a haber cumplido la condena, esto es para ridiculizar todavía más al sistema, que se definan estos señores un sistema injustísimo”. En ese momento lo interrumpe una enfermera con un medicamento. Él le ordena que regrese después y le pide que mejor le ordene almuerzo.

El secretario de la DGCP explicó que el director de Metapán ha enviado ya varias notas para que se defina la situación del empresario en el hospital.

“Yo pago mi tratamiento y mi hospitalización, yo estoy contribuyendo al erario nacional”, repite, a la par de la cama que ha adaptado como librera, a la par de su teléfono celular, su computadora portátil, un bote de protector solar y su cafetera.

Tags:

  • orlando de sola
  • condena
  • hospital

Lee también

Comentarios

Newsletter