Lo más visto

PNC miente sobre legalidad de nuestras armas: AVIMCES

Salvador Hernández, de AVIMCES, asegura que la policía intenta sacar de circulación a la asociación.
Enlace copiado
Enlace copiado
El representante legal de la Asociación de Vigilantes Independientes de Mercados y Centros Comerciales (AVIMCES), Salvador Hernández Pineda, dijo ayer a este periódico que todas las armas que utilizan los agentes de seguridad privada son legales y que también es falso que pandilleros se hayan infiltrado en la asociación, como lo ha dicho el director de la Policía Nacional Civil (PNC), Howard Cotto.

“Nos extrañan las declaraciones del director de la Policía, porque son falsas. La PNC miente sobre legalidad de nuestras armas. Todas están debidamente legalizadas y registradas en la División de Servicios de Seguridad Privada de la PNC. Ellos lo saben, pero aún así se han atrevido a mentir y a dejarnos en mal ante los usuarios de mercados”, dijo Hernández Pineda.

El representante confirmó que de todas las armas que utilizan los 177 miembros de la asociación, solamente siete están registradas a nombre de AVIMCES, que son las escopetas calibre 12 milímetros prestadas a los agentes que no tienen armas propias. Dos de esas siete fueron hurtadas.

“Tenemos toda la documentación que muestra y comprueba que todos los vigilantes tienen matriculadas sus armas y también tienen licencia para portarlas en sus labores en los mercados. Todas esas armas no están a nombre de la asociación porque nosotros pedimos como requisito que los vigilantes deben tener su arma propia y debidamente legalizada”, dijo.

Hernández detalló que el miércoles de la semana pasada, cuando ocurrió el tiroteo en que falleció un vigilante de la asociación y cinco pandilleros en el centro de San Salvador, investigadores de la Policía llegaron a las oficinas de AVIMCES para revisar los expedientes de todos los miembros y determinar si en el tiroteo fue utilizada alguna de las armas.

“Los policías además hicieron que todos los miembros de la asociación llegaran a las oficinas para hacer un registro de sus armas. Esa tarde los policías no capturaron a nadie, porque todos estaban limpios, sus armas estaban legales. Por eso, repito, nos extraña que la policía insinúe que no están legales, cuando ya hicieron el registro”, explicó.

El único al que la policía detuvo en la tarde fue a Hernández, bajo el argumento de que podría estar involucrado en uno de los homicidios y por supuestamente amenazar a pandilleros. Además de Hernández, el miércoles en la noche también fue capturado su colega Germán Orlando Pérez.

Según Hernández, la razón por la que fueron detenidos es porque un pandillero fue criteriado para que explicara cómo sucedió todo el miércoles en la mañana.

“A mí me han acusado por la palabra de un pandillero. No hay pruebas y pueden revisar mi arma en el laboratorio y va a salir que no fue disparada, porque yo no estoy involucrado en ese tiroteo”, dijo.

“Proyecto político”

De acuerdo con Hernández, la decisión de la policía de suspender a la asociación por 30 días, para investigar si algunos vigilantes están involucrados en el tiroteo, obedece a un proyecto político y no a una verdadera investigación.

“Nosotros queremos que se investigue, es la ley, es la justicia, es lo que se debe hacer. Pero no estamos de acuerdo con la suspensión, porque esto afecta a toda la institución. No puede ser que por dos o tres malos elementos se quiera suspender y sacar de circulación a toda la asociación”, dijo.

El representante detalló que parte de la suspensión incluye que los vigilantes no pueden utilizar radios para comunicarse, tampoco pueden portar armas y no deben acercarse a sus puestos de trabajo hasta que la suspensión se levante. Los vigilantes tampoco deben cobrar.

Tags:

  • avimces
  • vigilantes privados
  • tiroteo
  • centro historico

Lee también

Comentarios