“Pandilleros fingen ser grupos de exterminio”

Según el análisis de la policía, el objetivo de los delincuentes sería desviar la atención sobre su accionar en San Miguel.
Enlace copiado
Siete de cada 10.  En febrero, más de 57 muertes violentas fueron cometidas en el departamento de San Miguel; 70 % de estas contra pandilleros.

Siete de cada 10. En febrero, más de 57 muertes violentas fueron cometidas en el departamento de San Miguel; 70 % de estas contra pandilleros.

“Pandilleros fingen ser grupos de exterminio”

“Pandilleros fingen ser grupos de exterminio”

Enlace copiado
“Esto le pasa a los mareros. Exterminio popular” fue el mensaje colocado en la espalda de tres jóvenes a los que semanas atrás les quitaron la vida, en diferentes sectores del departamento de San Miguel, hechos que estarían siendo atribuidos a dos supuestos grupos que matan a delincuentes: El Popular y la Sombra Blanca, según investigaciones de la Policía Nacional Civil (PNC).

El primer hecho violento que se le adjudica a estos grupos ocurrió el 14 de febrero anterior, a las 9 de la noche. Un joven no identificado fue hallado sin vida en el cantón Montegrande, de San Miguel; el segundo caso fue el 15 de febrero a las 7 de la mañana, cuando se localizó el cadáver de Óscar Manuel Bermúdez Cruz, de 18 años, en la colonia Jardines del Rey, en el municipio de Nueva Guadalupe.

Mientras que el 23 de febrero en la colonia Milagro de la Paz, la víctima fue identificada como José Portillo, de 17 años. Fuentes policiales que presenciaron las escenas indicaron que los hechos fueron cometidos por grupos de exterminio que operan en la zona oriental del país. Los tres jóvenes tenían en común ser miembros de pandillas y estaban amarrados de manos y pies, con cinta o lazo, además de tener un disparo en la cabeza o señales de tortura.

Testigos manifiestan que sujetos desconocidos que visten de blanco obligan a jóvenes a introducirse en un vehículo negro y los trasladan a diferentes lugares donde les disparan.

Pero las autoridades de la PNC de San Miguel no han confirmado esta “versión popular” y las investigaciones continúan con la Unidad Élite Central y la División Departamental de Investigación.

Es más, aclaran que el amarrar de manos y pies a las víctimas son técnicas utilizadas desde hace años por los homicidas, para inmovilizar, y no constituye un indicio de que sea el accionar de un grupo de exterminio.

Según el comisionado Gersan Pérez, lo que ocurre es que pandilleros fingen ser grupos de exterminio para desviar la atención de las autoridades; aunque no descartó la posibilidad de que existan. “Cuando colocan grupo de exterminio quieren decir: miren, ya no investiguen; y es al contrario, es cuando más investigamos”, manifestó el recién llegado jefe de la PNC de San Miguel.

Asimismo, indicó que las investigaciones van a determinar si existen dichos grupos de exterminio; en tanto, el equipo de investigación policial “debe estar fortalecido para poder determinar las circunstancias de cada uno de los últimos casos”.

Nueva Guadalupe, Jucuapa y Chirilagua son los municipios en la mira de las autoridades, para continuar con las pesquisas.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter