Lo más visto

Pasión por las ciencias físicas

Enlace copiado
Triunfo.  Los ganadores de las Olimpiadas de Centroamérica y del Caribe de Física (OCACFI) 2016 celebraron el oro.

Triunfo. Los ganadores de las Olimpiadas de Centroamérica y del Caribe de Física (OCACFI) 2016 celebraron el oro.

Destrezas.  La competencia se basó en demostrar habilidades en física mecánica.

Destrezas. La competencia se basó en demostrar habilidades en física mecánica.

Pasión por las ciencias físicas

Pasión por las ciencias físicas

Enlace copiado
Desde los 13 años, Gabriela Corea y Edgardo Letona pertenecen al Programa de Jóvenes Talento de la Universidad de El Salvador (UES). Ambos ganadores de las únicas medallas de oro de la III Olimpiada Centroamericana y del Caribe de Física entraron al proyecto sin saber que esta ciencia sería su pasión.

Gabriela, con una sonrisa y segura de sí misma, confesó que la Física siempre le pareció difícil y quiso tomarla como un reto que describió como interesante y desafiante. Al principio no era muy buena, pero con el tiempo empezó a “agarrarle el ritmo y a enamorarse de ella”.Al igual que Gaby, a Edgardo le gustan las Matemáticas y esto ha hecho que tomen admiración por la Física. “Entender la naturaleza y los comportamientos de esta es lo más hermoso que puede existir. Saber por qué y a qué se debe algo es interesante y despierta la curiosidad”, mencionó Letona, un chico humilde y con ansias de cambiar la situación actual del país.

A sus 16 años, estos jóvenes han participado en diversas competencias que ponen a prueba sus conocimientos y su condición versátil. Gabriela, del Colegio Guadalupano, participó en las Olimpiadas Mesoamericanas de Física de 2015 y ganó una medalla de bronce. Mientras que Edgardo, del Liceo Salvadoreño, compitió en dos Juegos Centroamericanos de natación, participó en un concurso de poesía y practicó taekwondo durante cinco años del cual se retiró para darle prioridad a la Física.

La preparación de las Olimpiadas duró dos meses y, de acuerdo con los participantes, fue difícil acoplarse con los horarios, ya que las prácticas eran los viernes, sábados y domingos de 9 de la mañana a 4 de la tarde. Ambos tuvieron que faltar ocho viernes a sus clases de colegio para asistir a las tutorías, además de solventar su ausencia con trabajos extras.

A pesar de que ambos son excelentes en Física, Gabriela tiene más habilidades en el área teórica, mientras que Edgardo demuestra mayores destrezas en el ámbito experimental. El autoaprendizaje es una de sus actividades favoritas, pues sin ayuda de sus profesores o de sus papás leen mucho sobre esta ciencia y practican con ejercicios.

El primer día de la competencia fue muy tenso para ambos, pues al ser los menores del concurso se sintieron “un poco intimidados” por los demás participantes extranjeros que mostraban buen manejo de los temas. Pero, mientras más tiempo pasaba, más confianza tomaban y mejores resultados obtenían.

Luego de ganar el oro en estas Olimpiadas, el próximo reto para estos jóvenes es clasificar en el grupo de seleccionados para la Olimpiada Iberoamericana de Física, para la cual harán una prueba hoy. “Pero su mayor meta es participar en una competencia mundial”, dijo Corea decidida y con mucho entusiasmo.

Ambos cuentan con el apoyo incondicional de sus padres y tratan de instruir también a sus hermanos menores. El sueño de Gaby es convertirse en una ingeniera aeronáutica o en cosmóloga, pues siempre le han llamado la atención los fenómenos del universo exterior. “Me gustaría trabajar mínimo en la NASA”, dijo con felicidad.

Al finalizar sus estudios de bachillerato, Edgardo desea realizar un voluntariado para contribuir con el desarrollo social del país. “Después me gustaría estudiar algo que relacione el área social con la ciencia para cambiar la situación actual de El Salvador”, mencionó.

Tags:

  • III Olimpiada
  • fisica
  • emdallas
  • jovenes
  • MINED

Lee también

Comentarios