Loading...

Peritaje revela que matar civiles durante la guerra era una estrategia esencial

La perita estadounidense Terry Lynn Karl dio su declaración este día sobre sus  informes periciales que ha realizado en el caso El Mozote y lugares aledaños.  

Enlace copiado
Perita estadounidense Terry Lynn Karl

Perita estadounidense Terry Lynn Karl

Enlace copiado

Este día comenzó la primera audiencia sobre presentación de informes periciales por parte de dos peritos. Esta mañana fue el turno de la norteamericana Terry Lynn Karl. 

La perita mostró la declaración del militar estadounidense Lawrance Bailey que estuvo durante la guerra. "El ejército no está matando a la guerrilla comunista, a pesar de lo que se informa. Lo es asesinando a los civiles que se encuentran con ellos. Es una técnica hermosa. Al aterrorizar a los civiles el ejército está aplastando la rebelión sin la necesidad de enfrentarse directamente a la guerrilla. Atacar a los civiles es el plan del juego. Mata a los simpatizantes y ganas la guerra… Los asesinatos no son un asunto periférico que debe limpiarse mientras la guerra continúa, si no más bien la estrategia esencial”, la perita Karl dijo que no podía creer lo que estaba escuchando. 

En el informe también detalla que el ejército tenía mucho miedo de la guerrilla ya que nunca se habían enfrentado a una fuerza insurgente y temían perder territorio. Y que esta guerra no era parecida a la que habían tenido con Honduras. 

La perita Lynn Karl presentó la “escala del terror” de la Comisión de la Verdad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre masacres y asesinatos ocurridos durante el conflicto armado en El Salvador  que abarcó desde 1979 hasta 1985  y detalló que  en el periodo de 1980 a 1982 que  la masacre de El Mozote fue lo más horrible que sucedió, aseguró Karl.  Volviéndose la etapa más cruel del conflicto armado. 

En esa época también se mencionan los  asesinatos del Junquillo, del Sheraton, el asesinato de los periodistas holandeses, masacre El Calabozo, las Hojas, masacre del río Sumpul, entre otros. En el documento se detalla que para este tiempo, a pesar de las graves violaciones sistemáticas  de derechos humanos, no se responsabilizó ni a un solo militar salvadoreño. 

Otros hallazgos que también mencionó la experta son que en ningún lugar donde hubo masacres se pudo comprobar que hayan ocurrido enfrentamientos entre la fuerza armada y grupos insurgentes. 

DIjo que el patrón de masacres se demuestra por la incidencia en 12 de 14 departamentos del país. Las muertes de civiles se dieron en todo el territorio pero con mayor número en Morazán, Cuscatlán, Chalatenango,  San Vicente, Cabañas y Usulután, especialmente en las zonas rurales. 

El patrón de masacres se demostró por la incidencia en 12 de 14 departamentos del país. Las muertes de civiles se dio en todo el territorio, con mayor número en Morazán, Cuscatlán, Chalatenango,  San Vicente, Cabañas y Usulután, especialmente en las zonas rurales. Dice el el informe que presenta la perito.

Según los datos que expuso la perita sobre el informe de la Comisión de la Verdad de las Naciones Unidas, la institución recibió más de 22 mil denuncias. El 60% se le atribuyó a miembros de la Fuerza Armada, el 25% a las fuerzas de seguridad y el 10% a los escuadrones de la muerte, mientras que el 5% se le atribuyó al FMLN.

Los responsables de las estrategias ante la guerra fueron el Ministro de Defensa, Viceministro de Defensa y el Jefe del Estado Mayor. "Existió una planificación estratégica, ya que si se cometía una masacre aquí, iban a crear temor en otros sectores del país, con eso ganarían el respeto de la población, porque ellos iban a tener miedo de ser masacrados" explicó la perita.

El informe  lo dividó en seis puntos importantes: el blanco principal fue Morazán, la estrategia de exterminio utilizada,  la planificación militar desde la cúpula; las responsabilidades de la cadena de mando, responsabilidad de militares más poderosa de la operación, responsabilidad de oficiales en Morazán. 

La perito en la introducción de su presentación dijo que en esa época del conflicto armado, El Salvador era el  país más importante para la política exterior de los Estados Unidos.  

"Tengo todos los documentos, solo hacen falta los documentos internos de la Fuerza Armada de El Salvador. El ejército dice que fue el FMLN el responsable de la masacre, y el FMLN dice que fue el ejército. Son dos hipótesis que no se deben ignorar" dice Terry Lynn Karl, perito del caso.

Los documentos que desclasificó Estados Unidos sobre El Salvador fueron: el Departamento de Estado,  la embajada de los Estados Unidos en El Salvador, el Departamento de Defensa, el Comando Sur de los Estados Unidos, la CIA, la Agencia de Inteligencia de Defensa y otras agencias de los Estados Unidos. 

Según el juez del caso, Jorge Guzmán, el informe presentado por la perito norteamericana contiene importantes datos relativos para poder esclarecer lo sucedido en diciembre del 1981 en casería El Mozote y lugares aledaños, en el departamento de Morazán. 

También el perito peruano Clever Alberto Pino, hará la presentación de resultados de su investigación. Se espera que la presentación de los peritajes desarrollados por los dos expertos internacionales finalice el próximo 30 de abril.

La perita Karl revela en su informe que durante la masacre de El Mozote,  el coronel Monterrosa tuvo un asesor estadounidense, este era Allan Bruce Hazelwood quien declaró bajo juramento en su país: “no diré que Monterrosa no lo ordenó”. Sobre este hecho, la perita dijo que eso era “ilegal y se hubiera cortado la ayuda estadounidense en ese momento”.

Siga en directo la presentación del informe pericial acá: 

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines