Lo más visto

Piden aclarar homicidio de exempleada municipal

La familia de Delmy Noemí Casoverde envió ayer una carta al presidente de la República con la solicitud.
Enlace copiado
Cambio.  La empresa que la ANDA contrató para realizar el cambio de tuberías en Ciudad Credisa (Soyapango) se atrasó en el proyecto y dejó dos agujeros de varios metros de profundidad en la calle principal del lugar, pero ayer reiniciaron las obras.

Cambio. La empresa que la ANDA contrató para realizar el cambio de tuberías en Ciudad Credisa (Soyapango) se atrasó en el proyecto y dejó dos agujeros de varios metros de profundidad en la calle principal del lugar, pero ayer reiniciaron las obras.

Piden aclarar homicidio de exempleada municipal

Piden aclarar homicidio de exempleada municipal

Enlace copiado
La familia de Delmy Noemí Casoverde de Cabeza, una exempleada de la Alcaldía Municipal de Ahuachapán, solicitó ayer al presidente de la República su colaboración para aclarar el supuesto homicidio de su pariente. La fiscalía sostiene que unos restos encontrados en abril de 2012 en la zona rural de Ahuachapán corresponden a la mujer. La familia, sin embargo, asegura que la osamenta no pertenece a Casoverde de Cabeza.

De acuerdo con la familia, la exempleada municipal desapareció el 30 de marzo de 2012 del centro turístico Siloé, un sitio de recreación propiedad de la comuna ahuachapaneca que era administrado por Casoverde de Cabeza. Cinco días después de su desaparición, según la familia, la fiscalía les informó que había encontrado una osamenta en la hacienda Santa María del cantón El Llano, siempre en Ahuachapán.

Los parientes dijeron que en ese sitio había un cráneo, un fémur y otros pequeños huesos. Además, según los familiares de Casoverde de Cabeza, encontraron partes de un pantalón de lona y de una camisa blanca.

De acuerdo con los investigadores, el cadáver estaba calcinado. Así explicaron la mancha negra sobre el piso de tierra donde encontraron los restos.

La familia asegura que la mandíbula que hallaron en el lugar tenía un puente. Casoverde de Cabeza, según sus parientes, no tenía ningún implante dental. Además, los familiares notaron que las muelas inferiores estaban completas, y a la exempleada municipal le hacía falta una, de acuerdo con el testimonio.

Esas irregularidades hicieron sospechar a la familia de que los restos encontrados en ese sitio no correspondían a los de Delmy Casoverde de Cabeza. El esposo de la víctima, Carlos Cabeza, le dijo al médico forense que practicó el reconocimiento que la osamenta no era de su esposa. El forense del Instituto de Medicina Legal decidió realizar una prueba de ADN.

De acuerdo con la fiscalía, la prueba de identidad corroboró que los restos pertenecían a Casoverde de Cabeza, por lo que se comunicó con la familia de la exempleada municipal para entregárselos; sin embargo, los parientes se han negado a recoger la osamenta. Sospechan que existe una intención de las autoridades fiscales, policiales y municipales por hacerles creer que se trata de su pariente.

Esas sospechas, según Carlos Cabeza, se fundamentan en lo que sucedió el día en que su esposa desapareció. Carlos recuerda que Casoverde de Cabeza sostuvo una reunión en la alcaldía con el gerente de recursos humanos y una empleada más minutos antes de desaparecer.

Según su versión, la reunión se habría extendido unas dos horas. Al terminar, algunos compañeros de Delmy le dijeron a Carlos que la vieron salir llorando de la oficina.

Testigos relataron a los investigadores que al llegar al centro turístico, la mujer recibió una llamada a la que ella habría contestado “sí, mi niño, ya salgo”, y abordó un pick up verde oscuro.

Carlos dijo que espera obtener la ayuda del presidente de la República para ubicar a su esposa.

Tags:

  • desaparecidos
  • empleada municipal
  • Ahuachapan
  • presidencia de la republica

Lee también

Comentarios