Piden celeridad en caso de trabajadores suspendidos

Sindicalistas afirman que la administración municipal ha violentado leyes nacionales e internacionales, afectando a sus familias.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Juan Carlos Barahona Quejas.  El sindicato volvió a denunció la contratación de más personal y aumentos salariales seleccionados, entre otros.

Foto de LA PRENSA/Juan Carlos Barahona Quejas. El sindicato volvió a denunció la contratación de más personal y aumentos salariales seleccionados, entre otros.

Enlace copiado

Los miembros del Sindicato de Trabajadores Municipales de la Alcaldía de Santa Ana (SITRAMSA) suspendidos hace un año por la actual administración municipal, encabezada por Mario Moreira, protestaron ayer en el redondel Monseñor Romero, en la entrada de la Ciudad Morena, exigiendo celeridad en el proceso que se lleva en el Juzgado Laboral de la ciudad.

Acompañados por miembros de otros sindicatos, los suspendidos también reiteraron los señalamientos contra la administración y el alcalde Moreira por supuestas violaciones a leyes y convenios internacionales que brindan protección a los empleados sindicalizados.

José Linares Ponce, secretario general de SITRAMSA, insistió en señalar que lo hecho por la administración de Moreira es ilegal.

“Han violentado las leyes de la república e internacionales, en esto están los convenios de la OIT (Organización Internacional del Trabajo). Estamos en contra de las atrocidades que ha hecho el señor Mario Moreira y su concejo”, dijo.

Señaló que desde hace un año se mantienen suspendidos 97 empleados de la comuna, incluyendo a madres solteras, dejando sin el sustento a igual cantidad de familias.

En ese sentido, exigieron celeridad en los procesos que se llevan en el Juzgado de lo Laboral y también en las denuncias ante la Fiscalía que han interpuesto contra el concejo municipal. “Pedimos al juez de lo Laboral que acelere nuestros casos”, señaló el secretario general del sindicato.

Lee también

Comentarios

Newsletter