Plataforma electoral advierte peligros para los comicios de 2021

La falta de asignación de presupuesto, dos vetos al voto en el exterior y el silencio de la Sala Constitucional son algunas de sus preocupaciones.
Enlace copiado
Alerta.  Las organizaciones que conforman la Plataforma Ciudadana Electoral están atentas a los riesgos y atrasos en la próxima elección.

Alerta. Las organizaciones que conforman la Plataforma Ciudadana Electoral están atentas a los riesgos y atrasos en la próxima elección.

Enlace copiado

La Plataforma Ciudadana Electoral, conformada por seis organizaciones y una universidad, planteó ayer los desafíos que enfrenta la próxima elección, en la que los salvadoreños elegirán diputados, concejos municipales y Parlamento Centroamericano.

Los miembros hablaron ayer sobre cuatro temas que les preocupan: que la Sala de lo Constitucional no se pronuncie por el tema de los candidatos no partidarios, la falta de definición del presupuesto que será asignado para elecciones, la falta de definición sobre quién y cómo se contarán los votos en mesa y el voto en el exterior.

Este último, fue enviado en dos ocasiones a la Presidencia de la República y fue vetado por el presidente Nayib Bukele por considerarlo inconstitucional.

A pesar de que quedan menos de nueve días para que se venza el plazo en el que se puede modificar el voto en el exterior, los miembros de la plataforma aseguran que la Asamblea Legislativa bien podría crear una comisión especial que resuelva de manera urgente los puntos en los que no hay acuerdo entre ese Órgano de Estado y la Presidencia de la República. Si quisieran, dijeron, lo podrían resolver en cinco días.

Luis Mario Rodríguez, uno de los representantes de la Plataforma, aseguró que se corre el riesgo de que, al no resolver bien estos temas, se le reste "confianza" a las próximas elecciones.

"Ya hay un desprestigio de la plataforma electoral", aseguró Rodríguez.

Este desprestigio al que se refirió está relacionado con los comicios de 2015 y 2018, que, asegura, evidenciaron fallas graves.

En la elección de 2018, incluso la Sala de lo Constitucional tuvo que intervenir.

"Sí se puede poner en riesgo la legitimidad de las elecciones, por errores que se sigan repitiendo", aseguró Ramón Villalta del ISD.

Por eso el presupuesto destinado a tecnología es algo que les preocupa, porque es un factor que puede contribuir a un desorden en el conteo de votos, uno como los de 2015 y 2018.

Rodríguez recordó que ya en el pasado han visto cómo se decide dar el 50 % de lo solicitado para cubrir las elecciones, sin conocimiento técnico, sin conocer a fondo lo que requiere el TSE: "tememos que el recorte sea arbitrario y no se tomen en cuenta los aspectos técnicos y las necesidades a las que se enfrentan", indicó.

Y hay otro riesgo: "si no se cuenta con tecnología adecuada y no obtiene el TSE los recursos necesarios para voto en el exterior, puede haber un reclamo no solo de los actores políticos, que son los más interesados en que se tome en cuenta de manera transparente la voluntad en las urnas, sino también de los electores, que no le van a reclamar al ministerio de Hacienda, sino a la autoridad electoral", explicó Rodríguez.

Las encuestas, aseguró, ya reflejan un desprestigio hacia la autoridad electoral, y si se concretan problemas como el que Rodríguez menciona, ese desprestigio podría aumentar.

Las organizaciones señalaron que el Tribunal Supremo Electoral ya recibió diversas tareas nuevas de cara a los comicios y que las instancias relacionadas deberían procurar dictar leyes y procesos claros para evitar dudas en los procesos.

"Le tiramos una carga a una entidad que por su naturaleza no es la de legislar, sino la de implementar", afirmó Villalta. Y con ello se refiere a que, si la Asamblea aprobara una ley sobre el voto exterior, clara, el Tribunal solo tendría que aplicarla, "no tendría que estarla interpretando".

Además, recordaron que el TSE ya tiene que lidiar con la responsabilidad que no tenía antes de integrar las Juntas Receptoras de Voto (JRV) y también capacitarlas.

Pedido a las Instituciones

Una de las peticiones que más resonó ayer fue hacia la Sala de lo Constitucional, para abstenerse de emitir modificaciones en este período previo a las elecciones.

"Cualquier modificación debería hacerse posterior al 2021, para no complicar más el proceso", opinó Villalta.

La Sala tiene pendiente pronunciarse sobre la elección de los magistrados del TSE.

En todo caso, la Plataforma espera que dejen trabajar a los magistrados actuales para evitar retrasos y que si la elección resulta inconstitucional se dirima luego de las elecciones del 2021.

La fecha de elección del 2021 está regida por ley y no puede ser movida de manera antojadiza.

Otro conflicto que debe resolverse es el "estira y encoje" entre los órganos del Estado, destacó Rodríguez.

"El TSE necesita dinero y reglas y, si no se lo da el Ejecutivo y el Legislativo, hay un problema grave para el ente, y al final el perjudicado será el elector", explicó.

Los miembros de la Plataforma también instaron a hacer contraloría ciudadana sobre los procesos, para garantizar que estos se desarrollen dentro del marco de la ley.

Y se comprometieron, además, en estar al tanto del proceso y hacer parte del mismo a la comunidad internacional.

La Unión Europea y la Organización de Estados Americanos (OEA) son los observadores más activos y presentes en los procesos electorales del país.

"Ellos están conscientes de los retrasos y los vamos a mantener informados", aseguró Rodríguez.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines