El Salvador  / politica Mario PonceJefe de fracción del PCN

"Quien no ha hecho bien las cosas es el momento de cambiarlas"

El diputado de Concertación Nacional dice que el pueblo tiene la palabra. Para él, estas elecciones son una buena opción de cambio generacional.
Enlace copiado

"Quien no ha hecho bien las cosas es el momento de cambiarlas"

Enlace copiado

Mario Ponce acepta sin excusas que el Partido de Concertación Nacional (antes Conciliación) cometió grandes errores políticos, aun así cree que pueden llegar a ser la tercera fuerza. Busca su reelección como diputado por Cuscatlán y dice no dudar en que la conseguirá.

¿Cómo están las perspectivas de reelección?

Después de un esfuerzo de poco más de seis meses, podemos decir que el partido está bien posicionado en Cuscatlán. Creo que el pueblo cuscatleco me favorecerá con su voto.

¿Qué le da tanta certeza?

Soy un diputado cercano a la gente. Yo no me anuncio en radio, televisión o vallas. A mí me interesa más ir a las comunidades que hacer propaganda por radio y televisión. Los números nos avalan. La primera diputación se ganó por 6,060 votos, la segunda con 8,000, la tercera con 12,800, la cuarta con 16,000 y la quinta con 20,060. Mi meta es subir de 20,060 a 35,000.

¿Y llegar a 35,000 votos es fruto de su trabajo, del desgaste del partido de Gobierno o el desgaste de todos los partidos?

Yo no veo las debilidades de los otros sino mis fortalezas, pero obviamente las debilidades cuentan porque es la lucha por el control territorial y político del departamento. Hoy ya no está Jackeline Rivera por Cuscatlán y el candidato actual, Milton –no recuerdo su nombre–, es bastante desconocido y pareciera que no lo están apoyando las estructuras del partido. Esa debilidad puede ser una fortaleza para mí. De ARENA no hemos visto trabajo territorial ni propaganda a excepción de Beto Romero, que ha puesto una valla.

Ustedes hablan de un repunte político del PCN, ¿a qué se debe si históricamente se le coloca como un partido comodín?

La gente dice ¡más de ARENA no! ¡Más del FMLN no! Necesitamos una tercera vía y nosotros estamos construyendo esa tercera vía, es más: ya no podemos arrastrar los pecados capitales, que no me avergüenzo porque también me siento orgulloso de las grandes obras, de las grandes cosas que hizo el PCN antiguo, Conciliación Nacional, y por supuesto esa es nuestra carta de presentación; pero el nuevo PCN, el PCN concertador, el PCN abierto, el PCN democrático no permite presentarnos como el partido que puede representar cualquier liderazgo ciudadano.

Pero las viejas caras del partido se mantienen, no se puede tener así un movimiento renovador.

Revisa cómo está conformada la planilla de San Salvador. Va un sindicalista de la Policía Nacional Civil, Marvin Reyes; va una mujer talentosa con discapacidad, que es Eileen Romero; está Ramón Kury, un joven empresario que se ha preparado en universidades de Estados Unidos; un comunicador como Edwin Góngora. Esa es la ventaja que tiene ahora el PCN, que no es un partido cerrado.

¿Y caras de sociedad civil no podrían desplazar viejos rostros?

Lo que la gente ha venido diciendo en los diferentes sondeos de opinión es que quiere renovar a los políticos actuales, y este es el momento de renovar y quien no ha hecho bien las cosas es el momento de cambiarlas y el pueblo tiene la última palabra.

Pero todos los partidos mantienen en gran parte las viejas caras.

¿Cuál puede ser el riesgo nuestro de que salgan electos nuevos políticos? A veces los políticos de la vieja guardia que salen beneficiados con el voto popular simplemente no le cumplen al país y a sus electores, y posiblemente los que vengan y no tengan una historia como carta de presentación de esa Asamblea renovada lo hagan.

¿Es el FMLN el menos renovado en San Salvador?

Eso no lo debo decir, eso está en la realidad. Eso no lo vamos a negar. Los que hacen opinión en los medios lo han dicho. Es el partido que menos se ha renovado. Nosotros llevamos en San Salvador una planilla diferente a 2015; cuando Cristina salió de las pistas, nadie puede afirmar que tenía un vínculo partidario, hoy hay otros que compiten con ella.

¿Los fondos de la campaña del PCN de dónde salen?

Cada candidato tiene que hacer su propio esfuerzo. Nadie puede ser diputado o candidato a diputado si no tiene un presupuesto mínimo, eso es básico. El partido apoya institucionalmente. Lo que da son artículos promocionales a través de la deuda política, no salimos en televisión porque es muy caro. Vallas, banners, camisetas, traseros de buses: esas son cosas institucionales.

¿Todo es equitativo? Algunos tienen más vallas que otros.

Quien tiene más vallas es porque su candidato a diputado suplente le está apoyando o tienen patrocinadores que le dan apoyo. Igual sucede con los alcaldes.

¿Y la última deuda política del PCN cuánto fue?

No tengo el dato a la mano, pero la deuda del partido anda más o menos por $500,000 o $600,000. Es poquito, pero te ayuda. Hay donaciones que son registradas de acuerdo con la Ley de Partidos Políticos. Todas las donaciones entran a la cuenta del partido y se les da un certificado de donación. La ley dice que se pueden deducir hasta el 25 %, no más.

Lee también

Comentarios

Newsletter