Relato | El viaje suspendido que fue anunciado por el presidente

Una visita que realizaría el presidente Nayib Bukele a Estados Unidos, entre el 14 y 20 de septiembre, fue cancelada, según lo dejó establecido la publicación del Diario Oficial del pasado 9 de noviembre. 

Enlace copiado
En casa. 15 de septiembre, Nayib Bukele brindó un discurso desde Casa Presidencial.

En casa. 15 de septiembre, Nayib Bukele brindó un discurso desde Casa Presidencial.

Enlace copiado

En una conferencia de prensa dada en conjunto con el embajador de Estados Unidos, Ronald Johnson, apenas tres días después de la reapertura económica,  el presidente de la República, Nayib Bukele, anunció que viajaría al país norteamericano para “presentar un programa” de “aproximadamente un billón de dólares” que permitiría apoyar a emprendedores nacionales.

“El apoyo que tenemos de los Estados Unidos nunca lo habíamos tenido”, dijo en esa ocasión, en la que además recibía, de Johnson, 158 de los 600 ventiladores  artificiales que Donald Trump prometió al país para el manejo de la pandemia.

Era agosto. Los efectos de la pandemia por el covid-19 se mantenían más latentes que nunca y la guerra contra la Asamblea Legislativa y el Órgano Judicial ya estaba declarada desde el Ejecutivo. Había que mantener las aguas al nivel y lanzar mensajes de una mejora para  la economía.  

“Consiste en dejar sin efecto lo relacionado a los gastos de viáticos (...)  debido a que dicho viaje fue cancelado”.

Algunos  funcionarios hicieron eco de las palabras del mandatario y en diversos medios de comunicación aseguraron que “en los próximos días” “sostendría reuniones” en Estados Unidos  “con inversionistas”  para generar “empleos fuertes”.

El secretario de Comercio e Inversiones, Miguel Kattan, fue uno de ellos. El secretario Jurídico de la Presidencia, Conan Castro, fue otro. El primero lo mencionó en radio y el segundo en televisión.

Castro señaló, en  entrevista televisiva, que el mandatario buscaría confirmar un “programa de inversión que Estados Unidos estaría dispuesto a financiar”, aunque no especificó la fecha en la que se realizaría la visita a las tierras norteamericanas, como tampoco lo hizo  Kattan.

Tampoco era un punto indispensable. En  enero pasado, Bukele llegó a la Asamblea Legislativa a  solicitar   permiso  para salir del país a lo largo de todo el 2020, algo que los diputados le aprobaron. Sin embargo, en septiembre, entre los días 7 y 8, el viaje para buscar inversión  comenzó a ser oficial. Varios memorando concedieron la categoría de “misión oficial” a siete miembros del equipo de prensa de Casa Presidencial -fotógrafos, camarógrafos, redactores y la jefe de comunicación digital-, para que viajaran “del 14 al 20 de septiembre a la ciudad de Washington D.C., Estados Unidos, a fin de formar parte del equipo  técnico  que acompañará al señor presidente de la República a visita de trabajo a la referida ciudad”, según dicen los acuerdos 329 y 331, publicados en el Diario Oficial del pasado 9 de noviembre.

Pero el 15 de septiembre, el día que en el país se celebró el 199 aniversario de la independencia patria, el presidente brindó un mensaje desde Casa Presidencial y en  su discurso aseguró que los grupos de poder “han gobernado a El Salvador, desde siempre, sin que nadie los eligiera”. Ese día, sobre la alfombra roja, aprovechó para decir que “en solo un año hemos conseguido una reducción drástica en la inseguridad”. No hubo viaje. Fue cancelado.

Cincuenta y cinco días después quedó confirmado. En el Diario Oficial, siempre del 9 de noviembre, se emitieron los acuerdos 342 y 344, en los cuales  se modificaron, los Acuerdos Ejecutivos 329 y 331. En los nuevos acuerdos se escribió que “la modificación que se introduce (...) consiste en dejar sin efecto lo relacionado a los gastos de viáticos, gastos de alimentación y gastos terminales, concedidos a las personas antes mencionadas debido a que dicho viaje fue cancelado”.
 
Eso sí, quedó establecido que “sigue vigente lo relacionado a los boletos aéreos de las citadas personas; habida cuenta que tales boletos ya habían sido adquiridos al momento de la referida misión oficial”.  La esperanza de que el viaje a EUA se pueda realizar no se pierde.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines