Ríos Montt no tuvo éxito para frenar inicio de juicio

El general guatemalteco, acusado de 1,771 muertes en los ochenta, cambió su defensa en el último minuto. Tribunal desestimó la petición e instaló el juicio por genocidio.
Enlace copiado
Por genocidio.  Efraín Ríos Montt, responsabilizado de 1,771 muertes cometidas entre 1982 y 1983,  compareció ayer ante el Tribunal Primero A de Mayor Riesgo de Guatemala, pero se abstuvo de declarar.

Por genocidio. Efraín Ríos Montt, responsabilizado de 1,771 muertes cometidas entre 1982 y 1983, compareció ayer ante el Tribunal Primero A de Mayor Riesgo de Guatemala, pero se abstuvo de declarar.

Expulsado.  Francisco García Gudiel, defensor del general Efraín Ríos Montt, es expulsado por la jueza del Tribunal A de Mayor Riesgo de Guatemala, Jazmín Barrios.

Expulsado. Francisco García Gudiel, defensor del general Efraín Ríos Montt, es expulsado por la jueza del Tribunal A de Mayor Riesgo de Guatemala, Jazmín Barrios.

Entre el público.  La premio Nobel de la Paz 1992, Rigoberta Menchú, asistió a la instalación del juicio por genocidio contra el general Ríos Montt.

Entre el público. La premio Nobel de la Paz 1992, Rigoberta Menchú, asistió a la instalación del juicio por genocidio contra el general Ríos Montt.

Ríos Montt no tuvo éxito para frenar inicio de juicio

Ríos Montt no tuvo éxito para frenar inicio de juicio

Enlace copiado
El general José Efraín Ríos Montt había decidido hablar lo indispensable. Pidió, por medio de sus abogados, permiso para ir tres veces al baño; dijo tener problemas auditivos por lo que solicitó audífonos para escuchar la acusación de genocidio en su contra; y cuando finalmente estuvo en el banquillo de los acusados, tras siete peticiones denegadas a su defensa, aseguró que no tenía nada que decir, que declararía después.

Ayer, pese a los recursos de la defensa, el Tribunal Primero A de Mayor Riesgo (tribunal de sentencia) inició oficialmente el juicio por genocidio y deberes en contra de la humanidad contra Ríos Montt, responsabilizado de 1,771 muertes cometidas entre 1982 y 1983, cuando gobernó de facto en Guatemala tras asaltar el poder mediante un golpe de Estado. Junto a él, también se enjuicia a José Mauricio Rodríguez Sánchez, militar retirado de 68 años, quien fue su encargado de Inteligencia.

El Ministerio Público de Guatemala (fiscalía) ha señalado que todas las víctimas pertenecían a la etnia maya ixil. El juicio, según sostuvieron los fiscales y los abogados querellantes de los indígenas, buscará probar que los planes contrainsurgentes de Ríos Montt perseguían el exterminio de los ixiles.

El inicio del juicio estaba programado para las 8:30 de la mañana en la sala principal de audiencias de la Corte Suprema de Justicia de Guatemala, que durante toda la primera sesión lució abarrotada, con decenas de periodistas nacionales e internacionales, y grupos de guatemaltecos que, sentados en extremos opuestos, apoyaban o rechazaban al principal acusado.

La defensa del general intentó aplazar la apertura del debate. Francisco García Gudiel, que se presentó ayer por la mañana como nuevo defensor de Ríos Montt, en sustitución de Danilo Rodríguez, solicitó hasta siete mociones contra el tribunal presidido por la jueza Jazmín Barrios. García Gudiel alegó proceso defectuoso, pidió que el juicio se aplazara cinco días para “empaparse” del mismo e incluso solicitó que la jueza Barrios se apartara del proceso bajo la explicación de que “ambos tenían una enemistad”. El tribunal, integrado también por los jueces Patricia Bustamante y José Xitumul, denegó todas las peticiones y, merced de la última, ordenó expulsar al abogado García Gudiel de la sala, tras considerar que se había irrespetado al tribunal.

El cambio de abogados en último momento no fue casual. Danilo Rodríguez, quien ejerció hasta el lunes la defensa de Ríos Montt, reconoció ayer que el movimiento fue una estrategia. “Esta mañana (ayer) recibí una llamada del general, diciéndome que (lo) disculpara, pero que había decidido sustituir a uno de sus abogados. Inmediatamente entendí que se trataba de una maniobra estratégica”, dijo Rodríguez en declaraciones citadas por El Periódico.

Esta versión, sin embargo, ya había sido confirmada por Gudiel al inicio de la mañana, cuando aseguró públicamente, delante del estrado, que Ríos Montt le llamó ayer a las 6 de la mañana para que se mostrara parte.

Ante la expulsión de Gudiel, el tribunal ordenó que la defensa del general fuera retomada por César Calderón, otro de sus abogados, quien también representa al otro acusado, Rodríguez Sánchez. Solo así, después de dos hora de discusiones por los recursos de la defensa, Efraín Ríos Montt y Rodríguez Sánchez se sentaron en el banquillo central, de cara al estrado. Ninguno quiso declarar.

Sí lo hicieron los primeros dos testigos ixiles que con ayuda de un traductor al castellano relataron cómo quemaron sus aldeas y mataron a sus familiares. Fueron los primeros; aún resta otros 138 testigos y 30 peritos. Fue el inicio, tan solo el primer día, del largo juicio contra Ríos Montt.

Tags:

  • Guatemala
  • Efrain Rios Montt
  • genocido
  • etnia Maya Ixil
  • juicio
  • Jasmin Barrios

Lee también

Comentarios

Newsletter