Lo más visto

Saca advierte de partido favorecido por corporación

El expresidente Antonio Saca dice que toda inversión legal es buena, siempre y cuando su fin exclusivo no sea solo político.
Enlace copiado
Político. El empresario de radio y expresidente Antonio Saca recibió ayer el respaldo del PCN para convertirse en candidato presidencial. Saca fue expulsado de ARENA y ahora lidera un movimiento ciudadano en torno al cual varios partidos podrían coligarse para buscar la presidencia.

Político. El empresario de radio y expresidente Antonio Saca recibió ayer el respaldo del PCN para convertirse en candidato presidencial. Saca fue expulsado de ARENA y ahora lidera un movimiento ciudadano en torno al cual varios partidos podrían coligarse para buscar la presidencia.

Saca advierte de partido favorecido por corporación

Saca advierte de partido favorecido por corporación

Enlace copiado
Si hay algo que Antonio Saca tiene muy claro es que “no debiesen existir empresas manejadas por partidos políticos”. Para el expresidente de la República –y virtual candidato presidencial de un grupo de partidos políticos–, cualquier inversión, nacional o extranjera, que cumpla con las leyes y genere riqueza, impuestos y empleos es bienvenida en El Salvador.

“Pero si la inversión tiene relación directa con el manejo o está involucrada directamente con el manejo económico de un partido político, eso es sumamente peligroso para la democracia del país”, aseguró el empresario de estaciones de radio.

—¿Por qué algo que en primera instancia usted dice que es bueno se convierte en algo peligroso?

—Lo que he tratado de decir es que la inversión grande de ALBA en el país es una inversión para beneficiar a las personas o si se da en beneficio de un partido político –sostiene el político.

Según Saca, si Alba Petróleos –propiedad en un 40% por la asociación de alcaldías ENEPASA y en un 60% por una subsidiaria de la estatal venezolana de petróleos PDVSA– se dedica a beneficiar a la población de los municipios socios, no hay problema.

Sin embargo, si esta empresa u otra miembro del conglomerado ALBA tuviese como objetivo “el favorecimiento político partidario estaríamos ante una situación bastante delicada”.

Para Saca, lo mejor que podría hacerse es transparentar el manejo de esta compañía.

Si no surge de parte de los socios, entonces el Estado debería intervenir, considera.

—¿Quién debe hacerlo?

—Las instituciones que tienen que ver con las alcaldías y con el manejo de los partidos políticos. Lo importante es transparentar que esas ganancias en función social van en función de las alcaldías y de la gente, no en que se beneficie un partido político.

Para Saca, “hay una relación enorme” entre el FMLN y la corporación ALBA, pero serán los miembros de la dirigencia de ese partido los llamados a demostrar que la compañía fue formada para beneficiar a la población, no al instituto político.

Alba Petróleos fue la empresa matriz. Después han surgido Alba Alimentos y Tu Financiera, además de iniciativas para incursionar en el transporte y el surgimiento de Alba Médica y Alba Med.

Tags:

Lee también

Comentarios