Lo más visto

San Miguel fue el mejor lugar para reír y gozar

Millares de personas se tomaron las calles de la Perla de Oriente para gozar del espectáculo del desfile de las carrozas. Después, horas interminables de baile y diversión.
Enlace copiado
San Miguel fue el mejor lugar para reír y gozar

San Miguel fue el mejor lugar para reír y gozar

Enlace copiado

Millares de salvadoreños y extranjeros se concentraron ayer desde muy temprano por la tarde en la avenida Roosevelt y calles del centro de la Perla de Oriente para disfrutar de la edición 59.º del carnaval de San Miguel, programado para las 7 de la noche.

La gran fiesta inició con el desfile de carrozas de las reinas de los diferentes barrios, colonias y cantones de la ciudad migueleña, al que también se unieron instituciones y distintas empresas privadas.

Las calles, abarrotadas por entusiastas de las decoraciones de las carrozas y los vistosos trajes de las reinas y candidatas, fueron el escenario del despliegue de fuegos artificiales.

Por todos lados había múltiples opciones para comer, desde platos completos de carne asada, arroz y ensalada, pasando por las infaltables pupusas (con el tradicional curtido con mayonesa de San Miguel), tortas y toda clase de golosinas.

El calor propio de la ciudad no fue impedimento para que la gente se divirtiera en la calle y después fuera a buscar la mejor opción para pasar la noche.

Después del paso de las carrozas y el despliegue de fuegos artificiales, los asistentes bailaron al ritmo de los diferentes géneros musicales acompañados por orquestas nacionales, discomóviles y hasta grupos de chanchonas.

El toque internacional en la fiesta lo puso el dúo reguetonero Plan B, que hizo bailar a quienes se concentraron en el estadio Miguel Félix Chalaix.

A la mitad de la velada, el alcalde de la Perla de Oriente, Miguel Pereira, dijo que se estimaba una asistencia de 2 millones de personas en el gran carnaval, considerado uno de los mejores de Centroamérica.

Seguridad

Las autoridades anunciaron que la festividad iba a ser segura gracias al despliegue de más de un millar de policías, 600 soldados y unos 100 agentes del CAM por todo el perímetro donde los migueleños disfrutaban su carnaval.

Una de las novedades fue el sistema de videovigilancia, el cual fue colocado en toda la zona donde se concentró la fiesta.

Lee también

Comentarios