Lo más visto

Más de El Salvador

“Se los llevó el Ejército, ellos los mataron”

Ayer fueron encontrados asesinados cuatro jóvenes en La Libertad. Residentes de la zona aseguran que soldados se los llevaron el pasado 22 de diciembre.
Enlace copiado
“Se los llevó el Ejército, ellos los mataron”

“Se los llevó el Ejército, ellos los mataron”

“Se los llevó el Ejército, ellos los mataron”

“Se los llevó el Ejército, ellos los mataron”

Enlace copiado
Los cadáveres de cuatro jóvenes fueron localizados ayer por la tarde en el caserío El Porvenir, de la jurisdicción de San Diego, en el departamento de La Libertad. Las víctimas fueron asesinadas con arma de fuego.

Alrededor de 100 personas del caserío Las Victorias, de Cangrejera, llegaron a la escena del hallazgo de los cadáveres. Todos los miembros de la comunidad apuntaron a un responsable de la masacre de los jóvenes: el Ejército. Según los pobladores de la zona, el pasado 22 de diciembre, a eso de las 5:30 de la tarde, varios soldados se llevaron a Vladimir Urrutia, Alexánder Fuentes, Pablo Santiago y Marlon Ramos, cuando estos se encontraban departiendo luego de un partido de fútbol en la cancha del caserío.

“Nosotros vimos que se los llevó un camión del Ejército. Lo parquearon en la entrada del caserío, todavía lo seguimos en un carro, pero se nos fue. Fuimos a poner la denuncia y nadie nos decía nada”, gritó uno de los miembros de la comunidad.

La fiscal que se hizo presente en la escena del crimen afirmó que notó evidencia en la zona que mostraba que las víctimas habían sido asesinadas hace ya “algún tiempo”; sin embargo no quiso brindar detalles de lo que vio en el lugar y abandonó la escena escoltada por el jefe policial de la zona.

Los representantes de la comunidad aseguraron que no es la primera vez que ocurre algo parecido. Según su versión, los soldados destacados en seguridad se aprovechan a diario de los jóvenes jornaleros y, según dijeron, han llegado al punto de crear un cementerio clandestino en la zona.

“Todo esto lo han agarrado de aliñadero esos soldados. Si son bichos, igual que nosotros, de 18 años a veces. Si quieren matar que se quiten esos fusiles y el uniforme”, dijo otro poblador a gritos.

Uno de los pobladores aseguró que ese mismo día, 22 de diciembre, las autoridades sacaron de una comunidad cercana a un joven que sí es reconocido como pandillero en la zona, y que hasta el momento sigue desaparecido.

“Es que ese es el punto: que acá ellos pueden hacer lo que quieran y nadie les dice nada”, dijo el poblador. Miembros de la comunidad hicieron un llamado al fiscal general, Douglas Meléndez, para que les brinde medidas de protección.

Durante el procesamiento de la escena, los pobladores mantenían una consigna: no permitir la entrada de un medio televisivo que, según ellos, había evidenciado en una nota que las víctimas que se encontraban desaparecidas eran pandilleros, sin valorar la versión de los familiares.

“No vamos a permitir que sigan mintiendo, al final tienen que decir la verdad, ¿cómo saben que eran pandilleros?”, dijo uno de los pobladores. Algunos atacaron a golpes el carro del medio.

Por la noche, en el municipio de Jayaque, siempre en el departamento de La Libertad, ocurrió un enfrentamiento entre pandilleros y policías, en el que un cabo resultó lesionado y fallecieron dos pandilleros.

Tags:

  • homicidios
  • pandilleros
  • jovenes
  • ejercito
  • desaparecidos

Lee también

Comentarios