Sentencia impide construir la cuarta oreja blv. Romero

En 2007 el MARN condenó al MOP por la tala de árboles en 4.3 manzanas de la finca El Espino.
Enlace copiado
Retorno.  La falta de la rampa impide el acceso directo del bulevar hacia el lado sur de la avenida Jerusalén. Foto de LA PRENSA/Nilton García

Retorno. La falta de la rampa impide el acceso directo del bulevar hacia el lado sur de la avenida Jerusalén. Foto de LA PRENSA/Nilton García

Sentencia impide construir la cuarta oreja blv. Romero

Sentencia impide construir la cuarta oreja blv. Romero

Enlace copiado
El Ministerio de Obras Públicas aún tiene impedimentos legales y económicos para la construcción del cuarto retorno o cuarta oreja del derivador del bulevar Monseñor Romero con la avenida Jerusalén.

El principal impedimento es una sentencia emitida por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN) en 2007, en la que sancionó al MOP a pagar una multa económica de $26,145 y ejecutar obras de mitigación por la tala de árboles en 4.3 manzanas de la reserva forestal finca El Espino.

Además, la sentencia dicta que el MOP deberá hacer las acciones necesarias “para restaurar, restituir o reparar el daño ambiental”. Estas acciones consisten en plantar 10 árboles por cada uno de los talados en el área intervenida. Las especies forestales son: Flor amarilla, Llama del bosque, Cortés blanco, Nogal, Caoba, Almendro del río, Bálsamo y Maquilishuat.

También le ordena construir una cerca en 1,650 metros lineales y obras de conservación de suelo.

También condenó al MOP a indemnizar al Estado con $5,032 por la pérdida de 629 toneladas de carbono, valoradas a precio de mercado en $8,00 cada tonelada.

El MOP modificó el trazo geométrico del entonces denominado bulevar Diego de Holguín, con lo que afectó parte del terreno de la reserva forestal. En septiembre de 2006 la Alcaldía de San Salvador demandó al MOP y al asocio temporal que estaba construyendo el tramo II por la tala de árboles en la parte de la finca El Espino bajo su jurisdicción, y en octubre de ese año el MARN realizó una inspección e inició el proceso sancionatorio administrativo.

Incumplimiento

La sentencia, emitida el 9 de marzo de 2007, tenía un plazo de 180 días para cumplir la restitución del daño ambiental, pero, a seis años de notificada aún no se lleva a cabo.

“La primera razón es que el gobierno anterior no había ejecutado esa sentencia porque había desfinanciado el proyecto, había un gran agujero fiscal en el llamado Diego de Holguín. En gran parte por eso no había ejecutado la siembra de 50,000 arbolitos de especies naturales, ahí donde se iba a construir la cuarta oreja”, expuso Gerson Martínez, titular del MOP.

La segunda razón de incumplimiento fue porque los abogados de la gerencia legal de la cartera en la anterior administración presentaron un recurso contencioso administrativo a la Corte Suprema de Justicia (CSJ); pero hasta el momento no se ha emitido ninguna resolución al respecto.

La actual administración del MOP reinició y concluyó el tramo II del posteriormente denominado bulevar Monseñor Romero sin incluir la cuarta oreja del intercambiador, porque fue el diseño que contaba con permisos.

“En primer lugar, nosotros teníamos que terminar el proyecto y el financiamiento que nosotros requerimos ante el banco, y el autorizado por el banco, solo podía ser para el proyecto tal cual estaba proyectado”, afirmó Martínez.

De haber incluido la cuarta oreja, la sentencia de Medio Ambiente habría imposibilitado que el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) avalara el último préstamo para concluir la vía.

“No puede ir usted a comprometer al Estado salvadoreño, a sacar un préstamo, tener el dinero asoleándose ahí y que el pueblo esté pagando intereses si usted ya sabe que no habría legalidad para ejecutar ese proyecto”, alegó el funcionario.

Gestiones pendientes

Una vez terminado el bulevar, el MOP retomaría las gestiones con el MARN para levantar la sentencia.

“Yo me reuní con el ministro de Medio Ambiente (Herman Rosa Chávez) el año pasado y los equipos técnicos se reunieron para examinar esto”, aseguró Martínez.

A través de la unidad de comunicaciones del MARN se informó que no ha habido ninguna reunión reciente sobre ese tema.

La gerencia legal del MOP es la encargada de elaborar la solicitud de revocatoria de la sentencia, que tendría que ser estudiada en aspectos técnicos y legales.

“No se pueden ejecutar obras por ser una zona de protección, son una serie de cosas que están vinculadas. No es así tan fácil decir un día determinado porque somos del mismo gobierno vamos a deshacer todo lo que los anteriores funcionarios hicieron”, comentó Cristóbal Cuellar, gerente legal.

“Mi convicción es que técnicamente, desde el punto de vista de la ingeniería de tráfico, la cuarta oreja, la cuarta rampa, sería muy conveniente para a circulación segura en esa zona. Por supuesto, eso requeriría resolver este nudo que encontramos”, indicó Martínez.

La cuarta oreja permitiría que los vehículos que circulan desde el bulevar Los Próceres puedan ingresar a la avenida Jerusalén, en dirección a los centros comerciales de forma directa y no tengan que subir hasta el redondel Masferrer o hasta el derivador Merliot para hacer el retorno.

Tags:

  • BCIE
  • MARN
  • Bulevar Monseñor Romero
  • bulevar Diego de Holguin
  • derivador
  • retorno
  • oreja
  • MOP
  • sentencia
  • El Espino
  • intercambiador

Lee también

Comentarios

Newsletter