Lo más visto

Más de El Salvador

Sepultan a niña que murió asfixiada dentro de pick up

Los padres de la menor fueron detenidos por el hecho el sábado pasado y hoy serán acusados por homicidio culposo.
Enlace copiado
Despedida.   Los restos de Andrea Michelle reposan en el cementerio general de San Miguel, tras ser sepultada ayer por la mañana. La pequeña de dos años falleció el sábado dentro de un pick up.

Despedida. Los restos de Andrea Michelle reposan en el cementerio general de San Miguel, tras ser sepultada ayer por la mañana. La pequeña de dos años falleció el sábado dentro de un pick up.

Sepultan a niña que murió asfixiada dentro de pick up

Sepultan a niña que murió asfixiada dentro de pick up

Enlace copiado
Unas sencillas flores rojas y algunas rosas blancas adornaban la tumba donde descansan los restos de la pequeña Andrea Michel González Ramírez, quien murió asfixiada el sábado por la tarde, dentro del pick up que manejaba su padre

Ayer, a las 8 de la mañana, la niña de dos años fue enterrada en el cementerio general de San Miguel, con un vestidito blanco y una corona de flores. Fueron pocos los asistentes.

Sus padres no pudieron asistir al sepelio, pues permanecen bajo arresto, acusados de ser los supuestos responsables del fallecimiento de la pequeña.

Precisamente esta mañana, la Fiscalía de San Miguel presentará el documento de acusación en contra de los progenitores de Andrea Michel, en el Juzgado de Paz de esta ciudad.

Santos Asmel González Villegas, el padre, será procesado por homicidio culposo y conducción peligrosa, mientras que la madre, Carolina Elizabeth Ramírez, será acusada de comisión por omisión en relación al homicidio culposo, pues la Fiscalía asegura que le entregó la niña a González Villegas, a pesar de que este andaba en estado de ebriedad.

La versión fiscal indica que el padre se quedó dormido a causa del estado de embriaguez severa que presentaba, por lo que no se percató de que adentro de la cabina hacía un sofocante calor que terminó por asfixiar a su pequeña hija. Y aunque Andrea fue trasladada hacia el Hospital San Juan de Dios por parientes y personas particulares, los médicos determinaron que la niña ya había fallecido por sofocación debido a la falta de aire.

“Se le hizo la prueba en Medicina Legal al padre, dos horas y media después y aún así salió con 292 grados de alcohol en la sangre. Incluso se encontró una botella de alcohol vacía, de esas que comúnmente se conocen como pachita, adentro del pick up”, detalló Óscar Meléndez, jefe de la Fiscalía de San Miguel.

Según el jefe fiscal, la madre enfrenta una pena máxima de dos años en prisión. El padre, en cambio, podría recibir hasta cuatro años de condena por homicidio culposo y otros tres más por conducción peligrosa. En este caso, la Fiscalía pedirá que ambos sean procesados en prisión, confirmó el jefe fiscal.

Los documentos fiscales y policiales indican que la niña habría muerto entre las 2 y las 2:30 de la tarde, cuando la temperatura ambiente de San Miguel rondaba los 36 grados centígrados a la sombra. Es decir que, dentro de un vehículo cerrado que estuvo más de una hora bajo el sol, el calor pudo haber sobrepasado los 45 °C.

La versión brindada por conocidos de la familia indica que González Villegas llegó al mesón donde residía junto a su compañera de vida y la niña, el cual se ubica en la colonia Santa Julia de San Miguel.

“El papá vino como a las 11 de la mañana y dijo que se iba a llevar a la niña a almorzar. Y aunque andaba tomado, la mamá se la entregó porque él era violento con ella y le tenía miedo. Dos horas después vino a dejarla, pero la niña se puso a llorar porque no quería bajarse del carro y él se la llevó a dar una vuelta” contó una pariente. Añadió que el hombre dio unas vueltas por la zona y luego se estacionó frente a una casa que se parecía al mesón donde la familia residía y se durmió profundamente, al parecer, suponiendo que había llegado a su casa y que la niña se había bajado del vehículo.

Lee también

Comentarios